"Se debió a graves falencias en la organización": La Florida tendrá que pagar $200 millones por caída de guagua en simulacro de un Cesfam

La lactante de 14 días de vida debió pasar 20 días hospitalizada luego del golpe. La municipalidad dijo que fue un accidente, pero testimonios y la Corte establecieron que hubo fallas en el simulacro.

Por Aton Chile

El Tercer Juzgado Civil de Santiago condenó a la Corporación Municipal de La Florida a pagar una indemnización total de $200.000.000 por las lesiones que sufrió una lactante de solo 14 días de vida, durante un ejercicio de evacuación en el Centro de Salud Familiar (Cesfam) José Alvo de la comuna.

En el fallo, la magistrada Soledad Araneda Undurraga acogió la acción judicial deducida por la madre de la menor, tras establecer que hubo una negligente preparación del ejercicio de emergencia, realizado el 19 de noviembre de 2014.

La resolución consigna que según la municipalidad se trató de un "lamentable accidente", pero el tribunal consideró que "se debió a graves falencias en la organización del simulacro de evacuación, por cuanto, aun cuando se planificó su realización con una data anterior a un mes, no se previno en la problemática que podría conllevar la aglomeración producto de la evacuación".

Además, el fallo considera las declaraciones de las funcionarias María Isabel Sepúlveda Caro y Marcela Elisa Acuña Quitral, quienes afirmaron que "el proceso de evacuación fue mal diseñado e implementado, generándose confusión entre las personas y desorden producto de las aglomeraciones, no visualizando en terreno a los encargados de orientar dicho proceso, recibiendo instrucciones, de cobijarse bajo la sombra, atendidas las altas temperaturas, y no en la zona segura, de acuerdo a lo manifestado por las referidas testigos".

"Que, de este modo, concluye esta magistrado que hubo negligencia de la demandada en la implementación del protocolo de evacuación, lo que provocó la caída de la menor, y las consiguientes lesiones, pues su mal diseño y aplicación generó las condiciones propicias para que se generara la caída de la enfermera Medina Soto, y junto con ella, la caída de la menor, siendo la primera, además, dependiente del Cesfam José Alvo", añade.

Asimismo, la resolución considera que el daño "también lo ha sufrido la madre de la menor, demandante de autos, pues luego de tener un embarazo normal y dar a luz a su hija con 39 semanas de gestación, la que nació completamente sana, con peso y talla adecuados, vio truncado el desarrollo y crecimiento de ésta, producto del actuar negligente de la demandada, afectándose su calidad de vida y la de su hija".

En ese sentido, menciona que la lactante "estuvo más de 20 días hospitalizada, incluso siendo intubada por la detección de apneas como consecuencia del golpe, afectando, igualmente, el desarrollo personal de la madre, quien se dedicó exclusivamente a las terapias de rehabilitación necesarias para asegurar un mejor bienestar a su hija, con el consiguiente sufrimiento, dolor y aflicción que genera ver el padecimiento de Amanda".

"Que, de este modo y hechas las precisiones anteriores en cuanto a la forma en que se demandaron los daños, esta juez los avaluará prudencialmente, en la suma única y total de $200.000.000 a razón de $100.000.000 para cada una de ellas, por concepto de daño moral", concluye.

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo