¿Cuántas personas de la lista de espera mueren por no recibir la intervención a tiempo?

Para evitar confusiones, el Minsal desarrolló un cruce de base de datos que permitió establecer que la mayoría de las personas que fallece esperando no lo hace por causas asociadas a la garantía retrasada. Un 70% fallece por otros sucesos o enfermedades.

Por Consuelo Rehbein

Las listas de espera son un tema país. Y si bien los tiempos de espera y procedimientos son una prioridad para las autoridades de salud, siempre se lamenta una oscura cifra: las personas que mueren esperando un transplante o cirugía.

Sin embargo, para poder optimizar el trabajo en políticas públicas, el Ministerio de Salud, por primera vez, cuenta con una nueva cifra. A través de un cruce sistemático entre el Registro Civil (específicamente los datos de defunción) y la información de las personas que tenían garantías retrasadas del AUGE, se pudo establecer la posibilidad de que su muerte haya estado asociada con esa espera.

63% fallece por otras causas

foto Agencia Uno

Las cifras son positivas. De un total de 1.062 garantías de oportunidad incumplidas por fallecimiento, hay 673 garantías (63%) que corresponden a problemas de salud que no se asocian a mortalidad.

Rubén Gennero, jefe de la división de gestión de la red asistencial, señaló que "lo que hemos observado es que estamos hablando de más o menos 1000 personas que fallecieron durante el 2018 en condición de tener una garantía retrasada".

"Haciendo un análisis profundo a cargo del Departamento de Estadística e Inteligencia Sanitaria (Deis) del Ministerio de Salud, podemos observar que si tu cruzas los diagnósticos de fallecimiento, con las garantías que esas personas tenían retrasadas encontramos una probable asociación de un 30%", añade.

Fortaleciendo las políticas públicas

Gennero destacó que por otro lado, el 70% de las personas que fallecieron con garantías retrasadas aparentemente lo hicieron por enfermedades ajenas a esa situación. O accidentes u otras causas.

Sobre esta positiva cifra, ante un triste suceso como el fallecimiento de un paciente, el médico señaló que "es materia que tenemos que seguir desarrollando, para seguir fortaleciendo las políticas públicas que tienen que ver con los compromisos, sobre todo en términos de garantías".

Personas NO Auge

Pero si se suman las personas Auge y No Auge, la cifra es mayor. Casi 26 mil personas -25.958, específicamente- murieron el año pasado estando en listas de espera para atenciones AUGE y no AUGE: la mayor parte de ellas correspondiente a este segundo grupo.

Rubén Gennero especificó que en un 63 por ciento de los casos (673), los decesos obedecieron a problemas de salud que no se asocian a las enfermedades por las cuales esperaban atención.

"Respecto a las consultas No AUGE, (…) fallecieron 24.919 personas, lo que arroja una tasa de mortalidad de siete por mil personas en espera, que no tiene una diferencia estadísticamente significativa con la tasa de mortalidad general del país, de 5,7 por mil personas", explicó Gennero, según un comunicado del Minsal.

Reducir las listas de espera

El jefe de la Digera enfatizó que reducir las listas de espera AUGE y No AUGE es uno de los principales desafíos del Minsal, y en pos de éste se han implementado medidas como el plan de inversiones 2018-2022 (que busca aumentar la oferta de infraestructura y personal del sistema público), el Hospital Digital, la formación y destinación de especialistas, y la capacitación a los equipos de gestión de los Servicios de Salud.

Gennero informó que durante el primer semestre de este año se realizaron casi dos millones de atenciones AUGE (1.982.441), de las cuales el 0,32 por ciento (6.335) estaban retrasadas.

"Es una disminución del 38 por ciento de las garantías retrasadas en el AUGE en comparación a junio del año pasado. Además, el tiempo de espera bajó de 105 días a 66 días, lo que demuestra que nos estamos aproximando a disminuir los tiempos", comentó.

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo