No sabía que estaba embarazada y tras dar a luz envenenó a su hijo con destapador de cañerías y lo tiró desde un tercer piso a un contenedor de basura

La joven de 18 años dijo que había entrado en pánico y no quería contarle a su novio.

Por Camilo Henríquez

Una joven de 18 años está acusada de matar a su hijo recién nacido luego de envenenarlo con destapador de cañerías y lanzarlo envuelto en una bolsa negra desde un tercer piso a un contenedor de basura.

La mujer, que sólo fue identificada como Aom, fue detenida junto a su pololo Jay, que no es el padre del bebé, y ahora están a la espera del juicio.

Según The Sun, la madre le confesó a la policía de Nonthaburi, Tailandia, que “no sabía que estaba embarazada” y que había ido al baño tras sentir una especie de contracción en la parte inferior del abdomen.

Aom dijo que había entrado en pánico y que tomó un destapador de cañerías y lo había rociado en la cara y la boca del menor. Tras ello lo envolvió en una bolsa y lo lanzó desde el tercer piso a un contenedor de basura que estaba en la planta baja, lugar donde el niño fue encontrado por los vecinos.

El bebé fue llevado de urgencia hasta el hospital más cercano, donde falleció unos días después.

La joven asegura que “no quería” que su novio se enterara y por eso se dedicó a limpiar la sangre que había en el baño para que no quedaran rastros.

Por su parte, Jay dijo que ese día no estaba en casa, que no sabía que su polola estaba embarazada y que no notó “nada sospechoso” cuando había regresado al departamento, una versión que la policía no cree y por eso ambos están en la cárcel sin derecho a fianza.

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo