La excepción en el comercio: ventas de comida rápida cierran el primer semestre con alza de 5,1%

Igualmente, informe de la CNC da cuenta que el consumo promedio retrocedió levemente, probablemente por el escenario económico.

Por Publimetro

La economía tuvo un primer semestre para el olvido y eso también se refleja en las ventas del comercio, pero hay una excepción. Y es que las ventas reales de comida de servicio rápido a nivel nacional registraron un crecimiento real anual de 4,8% durante el segundo trimestre de 2019, considerando el total de locales, según el indicador que elabora el Departamento de Estudios de la Cámara Nacional de Comercio, Servicios y Turismo (CNC).

El resultado está levemente bajo el trimestre anterior, sin embargo, marca un positivo desempeño, sobre todo si se considera la alta base de comparación que enfrentaba al haber crecido un 10,3% en igual período de 2018. De esta manera el indicador cierra el primer semestre de este año con un alza anual real de 5,1%.

Por su parte, las ventas reales medidas en términos de locales equivalentes (concepto de Same Sale Store), marcan un alza de 1,8% real en el segundo trimestre y cerrando los seis primeros meses del año con un aumento de 2,3%, en línea con el resultado registrado en igual período de 2018.

Particularmente en la Región Metropolitana, las ventas reales, en función del total de locales, crecieron un 4,7% real anual en el segundo trimestre de 2019, prácticamente en línea con el primer cuarto del año y enfrentadas también a una alta base de comparación. Con estos resultados las ventas cierran el semestre con un alza real de 4,9%, añade el informe.

Bernardita Silva, gerente de Estudios de la CNC destaca el positivo resultado del segundo trimestre de este año, "sobre todo teniendo en cuanta que enfrentaban una alta base de comparación", que se desacelera respecto de los tres primeros meses del año "producto más bien de los resultados en regiones que experimentan una mayor desaceleración que la RM".

Es innegable el aporte de las apps a estos resultados, añade Silva, indicando que es un factor que ha impulsado las ventas del sector, "modalidad de compra que ha ido creciendo significativamente".

Consumo promedio baja

Pese a estas mayores ventas, la cantidad que pagan las personas tuvo una leve baja. Así el consumo promedio por boleta (expresado en pesos de junio 2019) alcanzó un valor de $4.799 en el segundo trimestre de 2019, evidenciando una baja real de 1,3% respecto a igual período de 2018.

En la Región Metropolitana, el consumo promedio fue de $4.885, experimentando un retroceso anual de 1,7%. Por su parte, en regiones el consumo promedio durante el mismo período alcanzó los $4.713 lo que determinó una caída real anual de 0,9%.

Al respecto, Silva explica que "el aumento en las transacciones del sector, más que su consumo promedio, puede estar respondiendo al débil escenario económico que estamos viviendo y donde se estaría produciendo un efecto sustitución de alternativas de mayores costos por los servicios de comida rápida".

Por otro lado, la ejecutiva indica que el aumento en las transacciones también está asociado a apertura de nuevos locales, donde a nivel nacional han aumentado en un 3,4% y donde tanto RM como regiones han experimentado aperturas.

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo