Afganistán, de vuelta a 2001 tras fracaso del acuerdo de paz

Metro analiza qué esperar después de la decisión de Trump de cancelar los planes secretos para recibir a una delegación talibán en el país después de que el grupo admitió haber matado a un soldado estadounidense.

Por Miguel Velázquez

El presidente de Estados Unidos, Donald Trump, anunció recientemente que las conversaciones con los talibanes destinadas a poner fin a la guerra de 18 años en Afganistán están "muertas", a pesar de que parecía que las dos partes estaban cerca de llegar a un acuerdo.

Según los expertos, esta ruptura puede conducir a una mayor violencia en la región, lo que ya se puede ver con la escalada de ataques en Afganistán.

"Es esencial que las conversaciones directas entre la República Islámica de Afganistán y los talibanes comiencen lo antes posible", declaró Tadamichi Yamamoto, representante especial de las Naciones Unidas para el país.

La finalización de la reunión se produjo en un momento políticamente tenso para Afganistán, que celebrará elecciones presidenciales a finales de septiembre. El Talibán, que controla o influye en la mitad de los territorios del país, ha ordenado a la gente a boicotear la elección y amenazado con atacar los centros electorales.

"Tengo pocas expectativas con respecto a un acuerdo de paz. Dejaría a los talibanes justo donde estaban en 2001 y en condiciones de reclamar una victoria"

– Michael Stathis, profesor de ciencias políticas en la Southern Utah University.

Para obtener más información, Metro habló con Joseph Fitsanakis, profesor asistente en la Coastal Carolina University, Carolina del Sur (EEUU), y especialista en inteligencia y seguridad nacional.

Preguntas y respuestas con…

Cuéntenos sobre el plan de paz con Afganistán.

–El plan de paz es un esfuerzo dirigido por Occidente que tiene como objetivo evitar que las dos principales facciones en guerra en Afganistán, a saber, el gobierno apoyado por Occidente y los talibanes, inicien una guerra civil total entre sí. Estados Unidos quiere sacar a sus tropas del país, pero teme que una vez que lo haga, el país vuelva a caer en un conflicto civil prolongado como el que vimos en la década de 1990. Así que Estados Unidos ahora está negociando con los talibanes, su antiguo enemigo mortal, con la esperanza de llegar a un acuerdo.

¿Qué se puede esperar después de la cancelación de las conversaciones de paz?

–Los talibanes simplemente esperarán a que Estados Unidos regrese a la mesa de negociaciones. Mientras tanto, intensificarán sus ataques contra objetivos del gobierno afgano y quizás en algunos casos incluso contra instalaciones militares estadounidenses. Finalmente, Estados Unidos volverá a la mesa de negociaciones, ya sea oficialmente o mediante diplomacia secreta. No tiene otra opción que hacerlo.

Joseph Fitsanakis, profesor asistente en la Universidad de Coastal Carolina, Carolina del Sur, y especialista en inteligencia y seguridad nacional Joseph Fitsanakis, profesor asistente en la Universidad de Coastal Carolina, Carolina del Sur, y especialista en inteligencia y seguridad nacional / Foto: Cortesía

 

 

¿Qué ganan y pierden Estados Unidos, Afganistán y los talibanes?

– El gobierno afgano y sus partidarios dentro de Afganistán estuvieron encantados de ver el colapso en la comunicación entre Washington y los talibanes. Esto se debe a que no creen que el Talibán tenga la intención de honrar a un posible acuerdo de paz. Prometerán mantener la paz y simplemente esperarán a que los estadounidenses se vayan, momento en el que reanudarán su campaña para apoderarse de todo el país.

Por ahora, el gobierno afgano puede estar seguro de que las tropas de Estados Unidos no abandonarán el país, ya que no hay un acuerdo de paz sobre la mesa. Estados Unidos no gana nada al terminar las negociaciones del tratado de paz. No puede garantizar la estabilidad en el país (eso requeriría decenas de miles de tropas, que Washington no está dispuesto a suministrar) y no puede salir del país hasta que se llegue a un acuerdo de paz entre las partes en guerra.

Los talibanes simplemente necesitarán prolongar su espera antes de lanzar una guerra total contra el gobierno afgano. Es posible que las tropas estadounidenses no salgan este año o el próximo, pero eventualmente se irán. En contraste, los talibanes están formados por personas locales que siempre estarán allí, y son muy pacientes.

¿Empeorará la guerra de Afganistán?

–La guerra en Afganistán seguramente empeorará, pero no alcanzará el nivel de una guerra civil total hasta que las tropas extranjeras abandonen el país. Por ahora, los ataques de los talibanes aumentarán y se derramará más sangre, pero el aumento de la violencia será gradual, no dramático. Mientras tanto, los talibanes y el gobierno afgano continuarán posicionándose en preparación para una guerra civil que finalmente estallará.

¿Qué debemos esperar?

–Debemos prepararnos para un aumento significativo de suicidios y otros ataques de los talibanes contra objetivos del gobierno afgano. Muchos de estos ataques golpearán el centro de Kabul, los talibanes se esforzará por demostrar que el gobierno es débil y que los americanos son incapaces de asegurar la seguridad del país. Será interesante ver si estos ataques provocarán una reacción militar de los Estados Unidos. Eso significaría la renovada participación de Estados Unidos en esta guerra de 20 años, en contradicción directa con la promesa preelectoral del presidente Donald Trump de que regresaría a casa las tropas de Afganistán.

 

 

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo