Empleos temporales de Navidad corren peligro por la crisis

Siendo el comercio uno de los sectores más perjudicados, habrán menos cupos para este tipos de trabajo, ya sea para tener ingresos para el verano o para reinsertarse laboralmente.

SIGUENOS

Publimetro Chile
Por Pablo Contreras Pérez

Fin de año es un periodo esperado debido a la celebración de fiestas como Navidad y Año Nuevo, pero también fértil en materia de empleo, debido a que el aumento del consumo hace que el sector comercio requiera de más trabajadores para responder a la mayor demanda, pero eso no va a suceder con la misma fuerza este año.

Y es que desde el sector ya esperan que esta temporada navideña sea más austera, debido a la crisis social que vive el país, por lo que se estima que el Viejo Pascuero hará menos compras en esta ocasión. Y con la menor demanda, las empresas tendrán menor necesidad por nuevos empleados.

Así lo indican desde Adecco, empresa reclutadora y de recursos humanos.  “Estimábamos que este año tendríamos un crecimiento en las contrataciones de fin de año de alrededor de 35%, que es aproximadamente lo que observamos en la demanda de 2018. Sin embargo, actualmente y ante el escenario que enfrenta el país, el crecimiento se redujo a 10%”, afirma Mariela Ardizzone, directora de Servicio & Calidad de la firma.

En números concretos, esta empresa señala que si el año pasado se estaba demandando una cantidad de tres mil personas para puestos de trabajo, esa cifra esta vez asciende solo a 600.

En ese sentido, Ardizzone explica que aunque el comercio podría llegar a necesitar vendedores, “por lo general el retail ya los tiene por lo que a diferencia de un año normal, en este caso no es lo que más se está solicitando”.

Este es un ingrediente más que hace complejo el panorama en materia laboral. Cabe recordar que en el último informe del INE se registró una leve baja de la desocupación, la que llegó a 7% a nivel nacional.

“Es posible que veamos incrementos importantes de la tasa de desempleo en los próximos meses”, sostiene Roberto Contreras, doctor en Economía  industrial y académico de la UTEM.

Añade que “es posible observar que muchas personas asociadas al comercio, pequeños empresarios o los garzones cuya mayor remuneración está asociada a las propinas han visto mermar sus ventas”, lo que traerá estas consecuencias en el empleo.

Sin arriesgarse a lanzar pronósticos muy concretos sobre la mesa, Jorge Gajardo, economista y académico de la U. Central estima que es probable que el desempleo suba “máximo un punto en dos meses” llegando a una tasa de 8%, aunque recalca que “esto evidentemente tiene que ver con cómo siga desarrollándose el conflicto”.

También expresa que si se llega una solución pronto a la crisis, “en el comercio, sin duda, se tendría que manifestar con un golpe que duraría dos o tres meses como mínimo”.

Ni hablar de los sueldos

Con menos posibilidades de empleos, lo que suceda con los sueldos tampoco tiene buena pinta. "Se espera que el mercado de candidatos que esté buscando trabajo sea mucho mayor, entonces eso va a hacer que las expectativas de renta con respecto a ciertas posiciones vayan disminuyendo", afirma la ejecutiva de Adecco.

Si bien sostiene que dentro de aquellas empresas que fueron afectadas por saqueos o incendios, existirán personas que podrán ser reubicadas por un tiempo, y no desvinculados, precisamente situaciones como estas generaría que las organizaciones cuenten con personal suficiente dentro de sus filas, por lo que “disminuye la necesidad de más contrataciones, se contrae el mercado laboral y la gente que está buscando trabajo quizás se vea en la necesidad de bajar su expectativa salarial”.

De esta manera, Ardizzone subraya que “entre más se tarda un candidato en encontrar empleo, aumenta la posibilidad de que bajen las expectativas de sueldo con el fin de insertarse laboralmente con mayor rapidez”.

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo