Ya está la moción en el concejo municipal: ¿es factible que la Plaza Baquedano pase a llamarse Plaza de la Dignidad?

Hay 4 ediles que apoyan la iniciativa dentro del concejo, y esperan sumar otros votos del bando oficialista. El primer paso es cambiar el nombre, luego reubicar la estatua del general Baquedano.

Por Gabriel Arce

Varios manifestantes arriba de la estatua del general Baquedano en Plaza Italia, algunos flameando banderas de Chile y el Pueblo Mapuche, y con 1,2 millones de personas a su alrededor. Esa postal es quizá la más icónica hasta ahora del estallido social que ya suma 5 semanas; y el escenario, por su parte, el que la propia ciudadanía bautizó como la Plaza de la Dignidad.

A tanto llegó eso que hoy los concejales Jaime Parada y Tomás Echiburú presentaron la moción en el concejo municipal de Providencia para hacer el cambio formal de nombre a la Plaza Baquedano. Con escándalo incluido -un grupo de vecinos vociferó en contra de la idea hasta que se debió suspender la sesión- el debate quedó interrumpido. La pregunta es, ¿qué tan factible es que se plasme lo que la calle y las redes piden?

"Lo que proponemos es bastante simple y profundo a la vez. Porque es cambiar el nombre de un lugar, pero apela a rescatar lo que ha pasado en la calle. Tomar eso y canalizarlo en la institucionalidad que le corresponde hacer esos cambios", señaló a Publimetro el concejal Parada.

Este martes, la dupla de ediles puso sobre la mesa del concejo una lista de más de 26 mil firmas de personas que están de acuerdo con la moción de rebautizar la Plaza Baquedano, y que consiguieron a través de internet. Pero no mucho más, porque al poco de presentar la moción, y según describe Parada, "un grupo de vecinos pinochetistas se tomó la galería del concejo, gritaron como locos, fueron avanzando hacia la mesa del concejo, y la alcaldesa (Matthei) tuvo que suspender la sesión".

Echiburú aclara que apelan, entre otras cosas, a lo que ocurrió con el cambio de nombre de la Avenida 11 de Septiembre, hoy Nueva Providencia, en 2013, y propiciado por la misma municipalidad. El escenario era más desfavorable, cree, pero se consiguió igual.

"Hay una manifestación desde la calle que quiere dotar este espacio con un significado que la plaza no tiene. No puede seguir siendo una rotonda con pastito y florcitas donde al medio hay un militar que probablemente hoy nadie reconoce. Es un espacio neurálgico, central, que tiene que tener un carácter ciudadano", opina Echiburú.

En estricto rigor, la presentación de la moción sólo implica el inicio del trámite. De aquí en adelante, la alcaldía será quien declare la urgencia o los tiempos para que la iniciativa entre en la tabla del concejo para su posterior votación. Eso sí, Parada indica que Matthei "se comprometió a estudiarlo" con prontitud, además de que acogió bien la solicitud.

De los 10 miembros del concejo, los autores de la moción dicen contar con 4 votos seguros. "El camino es seguir sumando apoyo de los demás concejales y aumentar la presión para hacerle ver a la alcaldesa que este es un camino inevitable (…) no es un problema urgente, pero ayuda a descomprimir la presión que hoy existe. Muestra que escuchamos lo que la gente está pidiendo", afirma Echiburú.

Analizan sumar a la moción gremios relacionados al patrimonio o incluso al Colegio de Arquitectos. Por su parte, Publimetro intentó contactarse con varios concejales oficialistas, pero no obtuvo respuestas sobre la moción. Desde el municipio decidieron no referirse al tema por ahora.

En los votos faltantes podría darse varias resistencias. Los concejales Manuel José Monckeberg (RN), Pilar Cruz (RN), Iván Noguera (UDI) y Pedro Lizana (RN), son los mismos que en la administración de Josefa Errázuriz faltaron tres veces al concejo para evitar el quórum necesario para el cambio de la Avenida 11 de Septiembre. Pero esperan conseguir al menos dos votos más.

"Yo espero que no lleguemos a eso", dice Parada. "Claro, tengo la sensación de que al menos una parte de los concejales no está de acuerdo. Pero esperamos conversar con aquellos más sensatos y que se abren a escuchar", continuó Echiburú.

Fase dos: el nuevo memorial

La moción presentada por Parada y Echiburú tiene una segunda etapa. "En una primera instancia parte por cambiar el nombre, pero eso abre la puerta para cuestiones posteriores", aclaran.

En efecto, y de concretarse el cambio, los concejales propondrán reubicar la estatua del general Baquedano en alguna otra parte de la comuna y, en su lugar, levantar un memorial con motivo del estallido social.

Plaza de la Dignidad Proyección de como sería el "nuevo" memorial de la Plaza Dignidad. / @future.chile

"Queremos que la figura del general Baquedano tenga otro espacio. Hay que ser sinceros, si lo dejamos ahí lo único que podemos esperar es que sea continuamente vandalizado. Podemos encontrar un lugar distinto donde ese monumento sea respetado y aquí levantar un memorial que refleje los cambios que Chile esté viviendo. Es construir historia", opina Echiburú.

Ese paso, además de una aprobación del concejo, necesitaría de una coordinación con el Concejo de Monumentos que vise la reubicación de la estatua. Además, ambos ediles dicen que pedirán que se apresure la re ingeniería de la propia Plaza Baquedano, proyecto que hoy está sujeto a la Intendencia "Aquí recojo el proyecto de la Nueva Alameda-Providencia para reformular esa explanada. Sería ideal que ese centro neurálgico opere tanto como plaza dura donde quepan miles de personas, cuando sea necesario, y por otro lado como un espacio vial", sostuvo Parada.

 

 

 

 

 

 

 

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo