Gracias al llamado de su hija se salvó de morir al interior de su casa

Un sujeto ebrio chocó con la casa y pulverizó el baño. La mujer estuvo a punto de entrar a ducharse cuando la hija la llamó por teléfono.

SIGUENOS

Publimetro Chile
Por Publimetro

Esta mujer no la cuenta dos veces. Si no es porque la hija la llama, Juana Riquelme habría sido víctima, seguro que fatal, del choque que protagonizó en contra de su casa un conductor ebrio, en la ciudad de Punta Arenas.

De acuerdo con la Prensa Austral, un hombre al volante de una Kia Sorento, y quien además llevaba de acompañante a una mujer, perdió el control del automóvil y primero impactó un poste, para luego, dar con el baño de la casa de Juana, quien justamente en ese momento se retrasó en ducharse, ya que su hija la llamó por teléfono.

"La señora Juanita no podía creer lo que estaba viendo. Frente a sus ojos tenía la parte delantera de un vehículo, con el motor aún en marcha. Las tablas del techo y del piso colgaban como si hubiese detonado una bomba", precisa el mismo medio.

El sustento económico de esta mujer, de 68 años, son los trabajos de costura. Por eso es que, sin poder contener el llanto, dijo a La Prensa Austral que este accidente la dejó de manos atadas: “Porque este hombre (el conductor) me destruyó las máquinas de coser y las cosas que utilizo para hacer mis trabajos”. Sin mencionar los daños estructurales que sufrió la vivienda, que llegó a descuadrarse con el fuerte impacto.

El sujeto fue detenido por Carabineros y será formalizado durante esta mañana.

Loading...
Revisa el siguiente artículo