Hospital Clínico U. de Chile inaugura "Unidad Crítica Covid": cuenta con 25 nuevas camas críticas

Hoy además abrió una infraestructura de apoyo a la urgencia para la atención primaria segregada de pacientes con síntomas de covid-19.

SIGUENOS

Publimetro Chile
Por Consuelo Rehbein

 

La grave situación sanitaria que atraviesa la Región Metropolitana producto de la pandemia, particularmente la zona norte de la capital, impulsó la creación de la Unidad Crítica Covid (UCC). Así lo señalan desde el Hospital Clínico de la Universidad de Chile (Hcuch). La iniciativa se desarrolló en tiempo récord. Cuenta con un nuevo módulo auxiliar de urgencia y 25 nuevas camas críticas. Las ampliaciones permitirán aumentar la capacidad del recinto. Tanto para la atención primaria segregada de pacientes con síntomas leves de covid-19, como en la recepción de casos respiratorios graves en camas de cuidados intensivos e intermedios.

Frente a estas nuevas ampliaciones del hospital, el rector Ennio Vivaldi enfatizó que “la crisis sanitaria requiere del esfuerzo de todas y todos". "Agradecemos el enorme compromiso de todos los integrantes de nuestra comunidad, de las distintas unidades académicas que han participado, sobre todo del personal de salud de nuestro hospital", señaló.

"Ha sido vital también el aporte del sector privado que ha permitido hacer realidad estas iniciativas que buscan aumentar nuestra capacidad de atención en momentos en que el país más lo requiere", agregó.

25 nuevas camas críticas

Uno de los frentes prioritarios abordados por el centro de salud universitario fue incrementar el número de unidades para la atención de pacientes críticos. La emergencia impulsó a la "Unidad Crítica Covid" a redoblar esfuerzos. Habilitaron, en tan sólo 12 días, 25 nuevas camas críticas en el hall de admisión del recinto. La sofisticada ampliación, inaugurada esta semana, abarca una superficie de 640 m2, y contempla 12 camas con ventilador para cuidados intensivos y otras 13 para cuidados intermedios.

Este trabajo se suma a otros esfuerzos que han permitido incrementar de manera significativa la cantidad de camas para pacientes críticos. “Antes de la pandemia, la capacidad total de camas críticas era de unas 81 unidades, de las cuales 18 contaban con ventilador. Ahora, con las nuevas instalaciones, esta capacidad llegará a 138 camas críticas en total, de las cuales unas 67 contarán con ventilador”, indica Eduardo Tobar, jefe de la UCC, quien destaca en especial la tarea de complejización de camas intermedias que han pasado a ser UCI en este proceso.

Hospital Clínico de la Universidad de Chile inicia tratamiento experimental con plasma en pacientes covid-19

Este procedimiento se está realizando en diferentes países, como Panamá, China y Estados Unidos. El método ya fue autorizado por la Administración de Alimentos y Medicamentos (FDA USA).

Estas instalaciones brindarán atención a pacientes graves, tanto en unidades de cuidado intensivo como intermedio. “Todos los pacientes intermedios tienen riesgo de necesitar eventualmente un ventilador. Ellos requieren una cánula nasal de alto flujo, un soporte respiratorio especial, que no es un ventilador, pero que también requiere monitoreo”, explica Tobar. Este aumento de la capacidad de atención, agrega, representa un verdadero respiro para el sistema, sobre todo en la zona norte de la Capital. “Datos de la Sociedad Chilena de Medicina Intensiva (Sochimi) muestran que todavía tenemos cerca de 100 pacientes ventilados en los servicios de urgencia. Lo ideal es que esos pacientes estén en las unidades críticas”, advierte.

Módulo auxiliar de urgencia

Este miércoles se inauguró además el nuevo módulo auxiliar de urgencia de la UCC. La infraestructura permitirá una atención rápida de pacientes con síntomas respiratorios leves en un espacio segregado. Esto disminuye las probabilidades de contagio intrahospitalario. El proyecto fue desarrollado por estudiantes, académicos y funcionarios de la Facultad de Arquitectura y Urbanismo (FAU) de la Universidad de Chile.

La instalación, emplazada en el ala izquierda del Hospital, está conformada por 8 cubículos, con posibilidad de extenderlos a 10. Cuenta además con una sala de espera con capacidad para 16 personas, considerando la necesaria distancia social preventiva. El proyecto, que será replicado en otros recintos de salud como la ex Posta Central, fue desarrollado bajo licencia open source. Esto libera el diseño, planos, manuales, especificaciones técnicas, presupuestos y material gráfico  para que cualquier otra organización pueda gestionar y construir más módulos a lo largo de Chile.

 

Loading...
Revisa el siguiente artículo