logo
Nacional
/ Agencia Aton / Agencia Aton
Nacional 28/01/2021

Adelantan complejo fin de semana en las playas con cuarentena

Comunas como Algarrobo y Coquimbo, desde hoy en fase 2, deben confinarse sábado y domingo, lo que implica un gran esfuerzo de fiscalización en medio de la pandemia por coronavirus.

A las 5am de hoy varias comunas turísticas -como Coquimbo y Algarrobo– retrocedieron a la Fase 2 del Plan Paso a Paso, lo que significa que durante el fin de semana la gente no puede ir a la playa y deberá permanecer encerrada en sus lugares de morada.

Y aunque no había decisiones tomadas en torno a cerrar oficialmente las playas hasta con rejas de alambre -como lo hizo en su momento Iquique con Cavancha-, tal idea radical era analizada en varias partes.

La situación es muy compleja y pondrá a prueba el sistema de fiscalización en plena pandemia de coronavirus. Y ya era difícil cuando sitios cosyeros estaban en la más relajada Etapa 3, que permitía a sus visitantes disfrutar de la arena y el agua los sábado y domingo.

El alcalde algarrobino, José Luis Yáñez, asume que será difícil controlar lo que viene.

“Estamos trabajando en un plan con la Seremi de Salud de la Región de Valparaíso, con la Armada, con Carabineros y la PDI para fiscalizar en algunos puntos específicos de la comuna, pero no existen los recursos suficientes para hacerlo de manera  exhaustiva. Maximizaremos lo que hay y apelamos a la gente para que tome conciencia, se cuide y nos ayude a bajar el número de casos para subir pronto de nivel”, dijo el edil.

José Luis Yáñez, alcalde de Algarrobo.

Yáñez contó que “habrá un control en el límite con El Quisco (que está en Fase 3), pero concuerdo con su alcalde (subrogante, Sergio Pino) en que es una mala medida la adoptada y que se debió dejar a todo el litoral igual. A ellos  se les va a aglomerar mucha gente y lo más probable es que crezcan sus contagios, y que luego haya un efecto rebote hacia nosotros”.

En Algarrobo -que ha sido objeto de 35 mil permisos de vacaciones, durante el resto del año tiene una población normal de 15 mil habitantes y ahora alberga al menos cuatro veces más de gente- y otros lugares en Fase 2 se puede sacar por el fin de semana un solo permiso por persona, y de dos horas para comprar o una situación específica. Y los ediles temen que debido al encierro obligado haya muchos encuentros o fiestas en las que se den contagios.

“Este será un fin de semana complejo y asumimos que será difícil fiscalizar a las personas en sus casas, pues en el veraneo se juntan muchos en un solo lugar para alojar. Nunca estuve de acuerdo con esta determinación, pero hay que aceptarla y fiscalizar”, cerró Yáñez.

El Seremi de Salud de la Región de Valparaíso, Francisco Álvarez, precisó que “durante el fin de semana se establece la cuarentena, por lo que las las personas deben quedarse en sus casas y cumplir con la normativa. Y si van a salir, que sea solo por algo estrictamente necesario”.

La autoridad sanitaria añadió que “en los casos de Algarrobo y El Quisco definimos una hoja de ruta para evitar que se siga expandiendo el virus en esta dos comunas y para que que puedan seguir avanzando. Vamos a duplicar la fiscalización y reforzar el testeo, la trazabilidad y el aislamiento. Ya tenemos fiscalizadores para todo el “Litoral de los Poetas” y estamos coordinado con las policías y las Fuerzas Armadas. De hecho, en todo el borde costero de la región disponemos de más de 300 fiscalizadores”.

Marcelo Pereira, alcalde de Coquimbo.

QUEJAS COQUIMBANAS

El alcalde de CoquimboMarcelo Pereira, tiene una postura clara al momento de analizar las decisiones de la autoridad.

“Retroceder a Fase 2 era algo que veía venir, porque los casos van en aumento. Seguimos a  disposición del Gobierno para trabajar en conjunto y pondremos nuestro mayor esfuerzo para fiscalizar y asumir lo que significa este paso atrás, pero advertimos que basta ya de centralismo al momento de tomar decisiones, pues nunca nos han preguntado desde Santiago algo a los alcaldes, los que mejor conocemos las condiciones y características locales”.

El edil dijo que “por ejemplo, pese a que estamos al lado y nos ven como un ámbito conurbano, las ciudades de Coquimbo y de La Serena tienen realidades muy diferentes y ambas ahora somos tratadas de la misma forma al pasarnos a la Fase 2 del Plan Paso a Paso. Así nos complican más… Pregunto qué pasará luego: ¿Servirá esta medida o bien en dos semanas m{as nos dejarán en Cuarentena? ¿Quién asume los costos socioeconómicos de esta determinación tomada en Santiago? Para mí es urgente no solo hablar de la pandemia, sino que también de un plan de apoyo y reactivación económica real”.

CRÍTICAS POLÍTICAS DE LADO Y LADO

Los diputados Jorge Durán (Renovación Nacional) y Juan Luis Castro (Partido Socialista) integran la Comisión de Salud, y dejan de lado sus diferencias políticas a la hora de mirar con lupa y críticamente lo que se ha hecho en materia de fiscalización con los pases estivales y las aglomeraciones en diversos lugares de descanso en todo el país en medio de la pandemia.

“El permiso de vacaciones ha sido cuestionado por políticos, expertos y alcaldes, y va ligado a las fiscalizaciones. Es crucial que los ministerios de Salud y del Interior entreguen información de cuántas personas tienen para las fiscalizaciones en zonas de reposo, los recursos destinanados, los protocolos y cuántos detenidos van por región. Por eso pediré esos datos vía oficio a ambos ministerios”, declaró Durán.

Y Castro añadió que “la fiscalización en lugares de alta atracción turística es insuficiente. Se quedó corta y por eso hay una curva pandémica ascendente y vamos derecho al colapso en muchos hospitales de regiones que están al tope. No tiene sentido tomar medidas secundarias y paliativas en vez de dictar restricción total de los permisos de vacaciones. Estamos dando una aspirina frente a un tsunami que avanza sin contrapeso y nos trae costos en vidas humanas perdidas”.