Nacional

Sepa por qué la “catástrofe” del covid-19 ya está instalada en Chile

Uso de camas críticas alcanzó el 96,4%, con un 75,4% de pacientes covid. Actual ritmo de contagios adelanta primera quincena de abril crítica, más allá de las vacunas.

hospital van buren

Desde hace semanas está instalada la alarma sobre el momento crítico de la pandemia de coronavirus en Chile.

Voces expertas vienen advirtiendo con tiempo sobre el crecimiento de la enfermedad, y se aventuran  a pronosticar cifras mayores de contagios en poco tiempo más, entre 8 mil y 9 mil casos por jornada.

Pero el ministro de Salud, Enrique Paris, dijo el lunes  22 de marzo que sólo “una real catástrofe” sanitaria impediría la realización de las elecciones del 10-11 de abril. 

Y esa declaración se hizo carne con el envío este martes al Congreso por parte del Poder Ejecutivo de la reforma constitucional que aplaza en cinco semanas las votaciones, para el 15-16 de mayo. ¿Estamos entonces ya en una situación de “catástrofe”?

Para la vicepresidenta de la Sociedad Chilena de Medicina Intensiva (Sochimi), Cecilia Luengo, no hay muchas dudas: “En todo el país estamos viviendo una situación que es bastante catastrófica y preocupante”, declaró a radio ADN.

La doctora Luengo, quien trabaja en el Hospital Clínico de la Universidad de Chile, agregó que “estamos con una ocupación de camas críticas que sigue siendo del 96% a nivel país y del 97%  en la Región Metropolitana, donde quedan solo 57 camas disponibles (hasta ayer en la mañana)”.

La representante de Sochimi precisó que “la verdad es que no nos queda elástico para estirar, y perfectamente podrían morir pacientes en las ambulancias o en una sala de espera porque resulte imposible hospitalizarlos, algo que no queremos ver. No hay que olvidar que el personal que tenemos ya no da abasto. Hay menos gente que en la primera ola, por las licencias”.

Para evitar ese “dilema de la última cama”, que obliga a los doctores a decidir quién es atendido y quién no, hay un coordinador Minsal, el exsubsecretario de Redes Asistenciales Luis Castillo.

Él debe presionar y obligar a hospitales públicos y a recintos privados a reconvertir cómo sea sus camas para que sean usadas por  los enfermos de covid-19, so pena de multas e incluso intervenciones.

Por lo pronto, Castillo tiene como meta llegar a cuatro mil camas este sábado 3 de abril, tras el reporte de 3.521 del viernes 26 de marzo.

“Cuando se llega a una cama UCI esa es la última etapa del manejo de una pandemia. La detención de la enfermedad está antes, cortando la movilidad, lo que no se aprecia pese a la cuarentena. Si la gente circula, circula el virus. Y eso nos pone en serios problemas para las dos primeras semanas de abril, independientemente de la vacunación”, sentenció Leonardo Ristori, jefe de Urgencias de la Clínica Indisa.

Tags

Lo Último


Te recomendamos