logo
Nacional
 /
Nacional 10/04/2021

Supermercado impide a madre ingresar con guagua que sufre problemas de motricidad

“No estoy mendigando comida. Quiero comprar un bien esencial. Nada más”, dijo al recordar la situación que vivió con su hija de tres meses.

Por : P.P.M.

La tarde del viernes 9 de abril en las redes sociales se viralizó un video en el que se aprecia a una madre con un coche donde tiene a su hija de tres meses es impedida de entrar a un supermercado en Manuel Montt, en la comuna de Ñuñoa. Ahí se ve que un dependiente del local esgrime una supuesta norma que impide a los niños ingresar a lugares cerrados. Nunca mostró la norma y le cerró la puerta en la cara.

La madre fue entrevistada este sábado por MEGA Noticias. Ahí ella contó que vive sola con su hija, que tiene problemas de motricidad. Por ello necesita comprar unos juguetes especiales que actualmente no se están vendiendo, porque no estarían en la lista de bienes esenciales que dio a conocer la subsecretaria de Prevención del Delito, Katherine Martorell. Ella contó que está contra el tiempo para tenerlos.

En cuanto a la situación que vivió este viernes, ella contó que “vivo acá al frente, en ese edificio. Este es el único supermercado que tengo cerca. Cruzo la calle y eso es todo. Saqué mi permiso, tenía mi carnet de identidad. Venía con mi guagua así como la ven, tapada con plástico. Mostré mis documentos, muy cortés, y no me dejaron ingresar, diciéndome que no dejaban ingresar a los niños. Quedé plop”.

Ella dijo que nunca se alteró por lo que pasaba. “Le dije muy humildemente que necesitaba comprar porque vivo sola. Mi familia es de Chillán, no puede venir a ayudarme. Vine a la hora de almuerzo. No almorcé. Vine a esa hora porque había poca gente. Pero la poca gente que había se puso en mi lugar y reclamaron. En ningún momento le falté el respeto al guardia”, describió esta tarde.

Los problemas de la hija

“Mi hija sufre alergia alimentaria. Para mí es difícil ir a cualquier supermercado a comprar. Aquí encuentro la leche que necesito. Hoy me llamó el gerente zonal del supermercado. Me dijo que le hiciera un listado con cosas, pero lo más importante no es lo material, sino que me dejen entrar dignamente al supermercado. No estoy mendigando comida. Quiero comprar un bien esencial. Nada más”, recordó.

Además dijo que “me han comentado que en otros supermercados a otras mamás les ha pasado. No soy la única. Ayer me frustré tanto. Mi hija tiene tres meses y nació con un problema que le cuesta doblar el cuello y una mano. Tengo una kinesióloga que viene a mi casa. Pero debo comprarle unos juguetes sensoriales y estoy contra el tiempo para cambiar su motricidad. Para una mamá es impotencia”, dijo.

“Quería venir a comprar bienes esenciales y ni siquiera me lo permitieron. Señor Presidente, apiádese de las mujeres que somos solas, que aperramos. Opté por la vida, estoy apechugando, necesitamos de su ayuda”, dijo al final.

La disputa

En tanto, según se aprecia en el video que está en redes sociales, el hombre que le impidió el pasó nunca presentó el articulado que apoyaba lo que él decía. Este es el diálogo que se registró el viernes:

Cliente: ¿Cómo no pueden entrar los niños?

Dependiente del supermercado: No puede, no puede. Este es un espacio cerrado. En espacios cerrados los niños no pueden entrar.

Cliente: ¿Dónde está eso? ¿En qué disposición legal? No la puede dejar sola. ¡Tiene una guagua!

Madre afectada: De verdad que vivo sola. Estoy con postnatal. Mis papás están en Chillán. ¿Saben lo que pasa? Yo como mujer, este caballero (señala a un hombre blanco) me trató por los suelos.

Cliente: Yo les estoy diciendo que la dejen entrar, porque es idiota. Es ridículo. ¿Dónde está la disposición legal de no dejarla entrar con el bebé?

Dependiente del supermercado: Péreme un poquito.

Cliente: ¡Muéstrela!

Dependiente del supermercado: No trabajo para ti. ¿Cómo me hablai así? Cierre la puerta por favor.