Trabajar de pie: la receta para no morir sentado

Por

Pasar las horas sentado en la oficina es una actividad que perjudica seriamente a la salud según avalan numerosos estudios que valoran los beneficios de trabajar de pie para hacer frente al sedentarismo, una moda que se abre camino en Estados Unidos pero que tampoco está exenta de riesgos.

Compañías como Google, Facebook, Intel o Boeing son algunas de las que han dado la bienvenida en sus oficinas a las mesas altas por el bien de sus empleados, que aseguran sentirse mejor tras deshacerse de sus sillas.

Científicos del Pennington Biomedical Research Center en Louisiana determinaron que la gente que pasa la mayor parte de su tiempo sentada tiene un 54% más de posibilidades de morir de un infarto, datos que se desprenden de un estudio sobre el estilo de vida de más de 17 mil personas.

“Simplemente con pasar las horas erguido el cuerpo quema un 40% más de grasa, aunque cambiar de postura por sí solo no sea suficiente, según Toni Yancey, profesora de Salud Pública de la Universidad de California en Los Angeles (Ucla).

“Eso conlleva otros riesgos para la salud”, agregó Yancey. Aparte de la incomodidad de pasar muchas horas de pie, esto puede derivar en dolores musculares, enfermedades car­­diovasculares, artritis, várices en las piernas o complicaciones en el embarazo.

La balance está en hacer algo intermedio. No hace falta estar de pie todo el día, basta con hacer pausas para estirar, moverse y, si es posible, 10 minutos de ejercicio a media jornada.

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo