Columna de Economía para Todos: "¿Cómo afecta la inflación a los chilenos?"

Por

Las cifras del IPC de Agosto preocuparon a los economistas. El INE reportó que los precios subieron 0,7% en el pasado mes, muy por encima de la expectativa que tenían los expertos. Con todo, los precios acumulan un alza de 3,4% en 2015 y un 5% en los últimos 12 meses, en circunstancias en que la meta del Banco Central es mantener el aumento de precios entre un rango de 2% y 4%. Las cifras no acompañan la meta de las autoridades, y a pesar de que este país sabe bien de los problemas que trae consigo la inflación muchos aun se preguntan: ¿Cómo realmente afecta la inflación a los chilenos?

La inflación es el aumento de los precios de distintos bienes y servicios que se consumen en una economía. Tenerlo en cuenta es de vital importancia, dado que la inflación reduce el poder adquisitivo de las personas y por ende su bienestar. Imagine que usted posee un salario de $250.000 mes a mes, el cual lamentablemente no se reajusta. Usted destina su ingreso para la compra de alimento, vestuario, transporte, salud, educación, entre otros. Ahora considere que la inflación de un año fue de 5%. Note que, dado que su ingreso no varía, usted puede comprar 5% menos bienes y servicios que antes. Seguramente tendrá que elegir marcas alternativas, productos de menor calidad, o derechamente dejar de viajar, alimentarse o vestirse como antes. He ahí el problema de la inflación.

Si bien el INE reportó que el aumento de precios en los últimos 12 meses ha sido de un 5%, el detalle por división de productos muestra cifras menos alentadoras. Y es que el aumento de precios de los alimentos y bebidas no alcohólicas registra un 8,2% de alza, en tanto que las bebidas alcohólicas y tabaco reportan un fuerte incremento de 11,3%. Por otro lado los precios de restaurantes y hoteles registran un 7,3% de alza, en tanto que los valores de bienes y servicios ligados a la salud reflejan un incremento de 6,4%. El alivio se da en los precios del vestuario que registran una baja de 3,5%.

Lamentablemente la inflación, sea alta, baja o acorde a las expectativas de la autoridad, no es una noticia mala por sí sola. El problema es que los precios están aumentando a una tasa doblemente superior a lo que está creciendo la economía. Esto se justifica porque el Estado ha incentivado el crédito y el consumo del Gobierno para tratar de reactivar la economía, medidas que han sido poco útiles. En un escenario en que los bienes y servicios están cada vez más caros, solo resta recomendar que, ahora más que nunca, jerarquice su consumo, evite lo máximo el endeudamiento y cotice bien antes de comprar. Aquello resulta más inteligente que apostar a un incremento en su salario.

 

 

 

 

 

 

 Imagen foto_00000013

 

 

 

 

 

Matías Godoy Mercado

Director de Economía para Todos – www.economiatodos.cl

 

 

 

 

 

Las opiniones vertidas aquí no son responsabilidad de Publimetro.

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo