Lo que tiene que saber para ejercer su derecho a vacaciones

Por

 

Pablo Contreras Pérez

 

Comienza un nuevo año y al mismo tiempo una nueva temporada de vacaciones de verano, seguramente el momento más esperado por los trabajadores.

 

Muchos ya iniciaron su descanso y otros ya se están preparando para viajar a algún lugar de Chile o el mundo, o simplemente se quedarán en casa.

 

Sin embargo, ¿qué debo hacer para optar a este beneficio? Y si llevo poco tiempo en mi actual empleo? ¿cómo negocio con mi jefe? ¿hay algún amparo legal?

 

Según detalla Jacqueline Oyarce, jefa de personal de la empresa de recursos humanos GrupoExpro, legalmente las personas tienen derecho a vacaciones una vez cumplido un año de contrato laboral. A partir del año, tienen derecho a 15 días hábiles de vacaciones por cada año de trabajo”.

 

SI ese no es su caso, no se desanime, porque hay ocasiones en que las organizaciones son flexibles y negocian un pequeño break.” Muchas empresas, de común acuerdo entre empleador y trabajador, pueden adelantarle vacaciones. Por ejemplo, de manera proporcional, si la persona lleva 4 meses de trabajo, le corresponden 5 días hábiles“, asegura Oyarce.

 

Asimismo, la ejecutiva resalta que de todas maneras lo más recomendable es hablar con el jefe, sobre todo si existe una buena relación.

 

Si tal instancia simplemente no se da “hay que evitar la desmotivación y caída de la energía”, enfatiza Jacqueline, quien además recomienda que el trabajador aproveche los fines de semana para realizar actividades que le sean gratas y estimulantes.

 

Si usted trabaja a honorarios, le tenemos malas noticias, porque en este caso, las vacaciones legales no corren como para el resto de los empleados con contrato.

 

Por otro lado, lo más adecuado es hacer la solicitud por lo menos un mes antes respecto a la fecha que se propone vacacionar.

 

“El empleado o colaborador se debe acercar con anticipación a su jefatura para plantear opciones de fechas de vacaciones, siempre teniendo empatía con la empresa para proponer fechas que no sean críticas para la desenvolvimiento de la compañía”, subraya Oyarce, quien señala además que los plazos se determinan de común acuerdo entre empleador y colaborador.

 

 

Beneficio irrenunciable

 

¿Y si mi empleador o yo mismo propongo algo a cambio de las vacaciones? La jefa de personal de GrupoExpro afirma que esto no es posible. “No puede compensarse en dinero ni en otro beneficio. Las vacaciones son irrenunciables”, resalta.

 

Asimismo, la experta indica que cuando se acuerdan las vacaciones, el empleador y el trabajador deben firmar un documento “donde queda constancia del acuerdo en fechas y días. Por lo tanto el empleador no puede alterar la fecha solicitada oportunamente por el trabajador, ni anticipándola ni postergándola”, asegura.

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo