Columna de OrganizaMe: "¿Están preparadas las pymes para la facturación electrónica?"

Por

pie de foto

Hoy se cumplió el plazo legal para que las pequeñas y medianas empresas, ubicadas en zonas urbanas de Chile, comiencen a facturar electrónicamente sus operaciones, sistema al que ya se han incorporado 88 mil Pymes a lo largo del país.

 

Si bien este es un número significativo –faltando aún más de 31 mil Pymes por adherirse según los datos del SII–, otra vez Chile le ha traspasado el riesgo al cliente o contribuyente –es cosa de ver a la banca y sus tarjetas de coordenadas y claves 3.0, o algo en boca de todos como son las AFPs y sus pérdidas–, siendo responsabilidad del contribuyente que todos los documentos electrónicos recibidos estén efectivamente almacenados en su carpeta de compras, cuando con esto, su naturaleza se contradice al llamarse “electrónico”, ya que quien se debería asegurar que el documento haya sido correctamente enviado y recibido es el mismo SII, no el contribuyente, contrastando la información entregada mes a mes por éste mismo con la de sus servidores.  

 

Entonces nos preguntamos, ¿qué puede hacer el pequeño empresario o emprendedor para lograr ordenar sus finanzas de manera real y controlada? En este escenario, se puede ver que los pequeños y medianos empresarios aún no están listos para empezar a manejar sus finanzas de manera electrónica y, por ende, necesitan de un sistema que los ayude a ordenar y mantener el control de su negocio.

 

Finalmente lo único bueno de la implementación de la facturación electrónica en Chile es que han nacido empresas que han aprovechado el impulso para crear soluciones que realmente los ayude con sus problemas como cobranza, facturación, gastos, pago proveedores, etc.; ayudan así de manera real al nuevo empresario y al emprendedor, porque, ¿no son ellos los que deberían sentirse beneficiados? Parece que no es tan así.

 

Imagen foto_00000001

 

Tomás Enriquez Sir
CEO OrganizaMe

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo