EEUU no mandará equipo a reunión en Chile que analizará futuro del TPP

La cita de Viña del Mar, denominada "Diálogo de Alto Nivel en Iniciativas de Integración en el Asia Pacífico", ha sido convocada por Chile como presidente de turno de la Alianza del Pacífico.

Por EFE

Estados Unidos "no mandará a un equipo de Washington" a la reunión de alto nivel de la próxima semana en Viña del Mar para analizar el futuro del Acuerdo Transpacífico de Cooperación Económica (TPP), del que el presidente Donald Trump ha retirado a su país.

"Nuestro Gobierno todavía está trabajando hacia tener un equipo completo en el lugar; por lo tanto, no mandaremos un equipo de Washington", dijo hoy a Efe un portavoz del Departamento de Estado.

"Aún así, estaremos bien representados a través de la embajadora de EE.UU. en Chile, Carol Perez", precisó la fuente.

"El Gobierno del presidente Trump está comprometido a interactuar de una manera activa con nuestros socios de Asia Pacífico y tiene intención de seguir siendo un miembro clave de esa comunidad en cuanto al comercio y otros asuntos", aseguró el portavoz oficial.

La cita de Viña del Mar, denominada "Diálogo de Alto Nivel en Iniciativas de Integración en el Asia Pacífico", ha sido convocada por Chile como presidente de turno de la Alianza del Pacífico y tiene por objetivo analizar el nuevo escenario y las alternativas tras la salida de Estados Unidos del TPP.

A la reunión, que se celebrará los días 14 y 15 de este mes, han sido convocados los 12 países firmantes del Acuerdo Transpacífico de Cooperación Económica (incluido EE.UU.), además de China, Colombia y Corea del Sur.

Este encuentro "será una reunión de alto nivel de ministros de Relaciones Exteriores y de Comercio Exterior para analizar las alternativas que se abren en materia de comercio en esa zona", explicó esta semana el canciller, Heraldo Muñoz.

Según confirmó el ministro, en el encuentro "estarán presentes todos los cancilleres y ministros de Comercio Exterior de la Alianza del Pacífico -México, Colombia, Perú, además de Chile-, junto a altas autoridades de China, República de Corea, Colombia, Canadá, Australia, Nueva Zelanda, y Singapur".

Los participantes "explorarán e intercambiarán ideas sobre cómo seguir adelante con un comercio abierto, que rechaza el proteccionismo, generando prosperidad y empleos a través de un comercio más intenso y abierto", explicó el jefe de la diplomacia chileno.

El pasado 23 de enero, el presidente Donald Trump firmó una orden para retirar a Estados Unidos del TPP, un acuerdo que fue negociado por el Gobierno de Barack Obama, quien hizo de esta iniciativa una de sus prioridades en materia comercial y dentro de su estrategia para profundizar los lazos con la región de Asia Pacífico.

El TPP, cuya negociación llevó más de seis años, fue firmado a comienzos de 2016 por Australia, Brunéi, Canadá, Chile, Estados Unidos, Japón, Malasia, México, Nueva Zelanda, Perú, Singapur y Vietnam.

Estos países representan en conjunto el 40% de la economía mundial y casi un tercio de todo el flujo del comercio internacional.

Para su entrada en vigor tenía que ser ratificado antes de febrero de 2018 por al menos seis países que supusieran el 85% del PIB del bloque, un requisito imposible de cumplir una vez que se produjo la retirada de EE.UU.

Hasta ese momento, el acuerdo estaba en proceso de ratificación por los parlamentos de los países miembros para su entrada en vigor, pero la decisión de Donald Trump alteró los planes.

"Tal como lo conocemos", el Acuerdo Transpacífico de Cooperación Económica queda cancelado, reconoció en esa ocasión Muñoz, país que decidió entonces no someter el acuerdo a su ratificación parlamentaria.

Ante esta situación, hay países, como Japón -la tercera economía a nivel mundial-, que consideran que sin Estados Unidos carece de sentido seguir adelante, pero otros, como Nueva Zelanda, defienden un pacto alternativo al TPP.

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo