Estudio afirma que grandes empresas no pagan sueldos mucho más altos que las pymes

Informe de Fundación Sol además confirma los bajos salarios que se pagan en Chile: el 53% de los trabajadores recibe mensualmente una remuneración líquida menor a $300 mil.

Por Publimetro

Si bien se podría pensar que las grandes empresas tienen una mayor capacidad que las pequeñas de pagar mejor a sus empleados, esto no sería tan así.

Eso es lo que revela el estudio “Los bajos salarios en Chile” de la Fundación SOL, realizado a partir de los datos entregados por la última encuesta de Caracterización Socieconómica (Casen2015).

En este reporte, al entidad indica que la diferencia que existe entre las grandes empresas y las más pequeñas respecto del sueldo que le pagan a sus trabajadores no supera los $120 mil.

Mientras una pyme que tiene contratado entre 2 y 5 personas paga un salario de $250 mil los que tienen 200 o más trabajadores entregan una remuneración de $370 mil.

Esto es sólo un dato de este estudio que remarca los bajos salarios que perciben mensualmente la mayoría de los trabajadores en Chile.

En el detalle, y en términos de porcentajes considerando un universo de 7.317.656 personas ocupadas, el 53,2% gana menos de $300.000 líquidos; el 77,9% de los trabajadores gana menos de $500.000 líquidos; y sólo el 13,6%gana más de $700.000 líquidos.

Este 53,2% que percibe mes a mes menos de $300 mil corresponde a la mediana nacional. ¿Por qué no utilizar el promedio para la estadística? A juicio de Marco Kremerman, investigador de la Fundación SOL y coautor de este estudio, "en un país que es altamente desigual, un promedio no representa lo que pasa con todos los trabajadores", explicando que lo que sucede es que los pocos que ganan más "inflan" la cifra. De hecho, al usar este dato, la cifra llega a $461.951 líquidos.

El mismo parámetro se tomó en cuenta para alertar sobre la brecha salarial entre hombres y mujeres. Gonzalo Durán, el otro coautor del informe comenta que “si bien, con motivo de la conmemoración del día de la mujer, escuchamos reiteradamente la cifra promedio del salario para las mujeres en Chile ($383.853), cuando observamos la mediana, es decir, el umbral de ingresos/salarios para el 50% de las trabajadoras, el monto es de $270.000 líquidos”, explica y agrega “en términos de porcentaje, estamos en condiciones de señalar que el 70% gana menos de $390.000 líquidos al mes”.

Los cuenta propia con los salarios más bajos

El último informe de desempleo del INE da cuenta que el continuo crecimiento de los trabajadores por cuenta propia, aquellos que al ser despedidos y no encontrar un nuevo empleo, recurren a actividades como el comercio ambulante o a la generación de ingresos por otros medios distintos a la actividad a la que antes se dedicaban.

Pues bien, según este informe estas personas son las que tienen los ingresos más bajos con una mediana que no alcanza al salario mínimo: $210 mil. Menor inclusive es el sueldo de quienes se dedican al trabajo doméstico, donde la mediana es de $200 mil.

Kremerman subraya que "los datos que nos entrega este estudio permiten corroborar que el ‘modelo’ chileno se ha basado en pagar bajos salarios, cuya consecuencia directa son los altos niveles de endeudamiento que experimenta la mayoría de la población. Actualmente, más de 11 millones de chilenos mayores de 18 años están endeudados, de los cuales 4,1 millones son morosos, es decir, ni siquiera cuentan con recursos para pagar lo que deben”, sostiene.

Reforma laboral no ayudará

A juicio de Kremerman, hay dos causas para explicar que la mayoría de los trabajadores en  Chile tengan sueldos tan bajos.

"No existe poder de negociación de los trabajadores en Chile", sentencia y consultado si la entrada en vigencia de la reforma laboral colaborará en ese sentido, desestimando el rol que puede jugar esta normativa.

"Si va a ayudar algo, será marginal", añade y explica que esto es porque no se tocó "el nucleo central de las relaciones laborales, solo se puede negiociar por empresa y no por rama o sector productivo".

Asimismo critica que esta debilidad de la ley se sustenta en que, pese a que se establece una huelga legal efectiva, en la práctica "aparecen una serie de otros cambios como la posibilidad para todas las empresas de contar con servicios mínimos más allá de los turnos éticos", lo que estima da pie para que las compañías puedan igualmente realizar esta práctica.

Junto a ello, critica sostiene que nuestro país tiene "un problema de la matriz productiva que no puede generar empleos de calidad", desembocando esto en el nivel de remuneraciones que refleja este estudio.

Entonces, para corregir esta situación, junto con tener una negociación colectiva real, el especialista apunta al salario mínimo como herramienta.

"En general, el salario mínimo tiene un impacto importante en el resto de los salarios, lo que se conoce como 'Efecto faro"", explica. De hecho, apunta que actual ingreso de $264 mil "está desalineado al costo de la vida", lo que es un  piso bajo que induce a bajos niveles en el resto de la estructura salarial.

 

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo