FNE autoriza a Mega la compra de tres radios, pero con condiciones

Separar los negocios de TV con las emisoras medidas especiales a la hora de licitar la transmisión de eventos deportivos son algunas de ellas.

Por Publimetro

La Fiscalía Nacional Económica (FNE) emitió este jueves un informe favorable a la operación de compra de las radios Infinita, Romántica y Tiempo al grupo Bezanilla, por parte de Bethia (holding dueño de Mega), aunque el visto bueno fue con condiciones.

El procedimiento mediante el cual el comprador solicitó a la FNE la aprobación para adquirir las señales, se llevó a cabo siguiendo el artículo 38° de la Ley de Prensa, que norma las transferencias de medios de comunicación masiva concesionados por el Estado.

La norma indica cómo la Fiscalía debe proceder en aspectos de libre competencia en este mercado, lo cual ha sido ratificado por el Tdlc, por ejemplo, a propósito de la compra de las radios Horizonte y Oasis, por parte de Canal 13.

Durante el proceso, la FNE detectó riesgos derivados de esta operación, debido a que Bethia ya tiene intereses en medios de comunicación, a través del canal abierto Mega y de las radios Candela y Carolina.

Para mitigar estos riesgos, la firma controlada por Carlos Heller propuso al organismo una serie de medidas, las cuales fueron consideradas suficientes por éste para cautelar la libre competencia.

Éstas consisten en:

  • la prohibición de ventas atadas entre avisaje radial y televisivo
  • la fijación de condiciones para la venta conjunta o multiplataforma de espacios publicitarios entre distintos medios y/o plataformas
  • la no ejecución de discriminaciones arbitrarias contrarias a la libre competencia por parte de las empresas de Bethia.
  • la separación de los negocios de radio y televisión
  • la limitación de potenciales cláusulas de no competencia.

A éstos se suman otros compromisos, que fueron solicitadas por la FNE en el contexto de la operación de Canal 13 antes mencionada, que sin embargo, en esa oportunidad fueron descartados por el Tdlc. Éstos consisten en la contratación de un auditor externo que examine el total cumplimiento de las medidas, el registro de precios de transferencia relativos a los servicios que se presten entre Mega y las radios del grupo, y la inclusión de un programa de cumplimiento de normas sobre libre competencia.

Finalmente, y en atención a la inquietud manifestada por diversos agentes durante el Período de Información Pública de este proceso, el dueño de Mega ofreció una medida adicional, relacionada con los derechos de transmisión de eventos deportivos.

Al respecto, en caso de que Bethia se adjudique los derechos para transmitir por televisión y radio grandes torneos (como Copa del Mundo, Clasificatorias, Copa América, Copa Libertadores y Copa Davis), deberá ofertar en condiciones no discriminatorias los derechos de transmisión radial a quienes manifiesten su interés. Dicha medida se mantendrá por cinco años a partir de la materialización de la operación.

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo