Fiscalía pide detención de ex presidente Toledo por coimas de Odebrecht

El Poder Judicial informó que este juez a las 10:00 se evaluará la petición de detención preventiva.

Por AFP

La Fiscalía de Perú pidió el martes la detención preventiva del ex presidente peruano, Alejandro Toledo, acusado de recibir 20 millones de dólares para favorecer al conglomerado brasileño Odebrecht, solicitud que evaluará un tribunal.

"Equipo Especial de Fiscalía presentó pedido de Prisión preventiva por 18 meses contra Alejandro Toledo", escribió el Ministerio Público en su cuenta de Twitter.

El pedido de la fiscalía debe ser evaluado en un plazo máximo de 48 horas por un juez quien, de aceptar la solicitud, dispone la orden de captura del ex presidente, quien actualmente está en el extranjero.

La petición será evaluada este jueves 9 de enero a las 10:00 horas por el Juez Richard Concepción, del Primer Juzgado de Investigación Preparatoria Nacional, según  informó por su parte el Poder Judicial.

Ha pesar de que Toledo fue jefe de Estado entre 2001 y 2006 actualmente está siendo procesado como un ciudadano común, debido a que su derecho a antejuicio político como ex presidente venció cinco años después que dejó el cargo.

La Fiscalía investiga a Toledo por lavado de activos y tráfico de influencias. Apoyada en un testimonio del ex gerente de la brasileña Odebrecht en Perú, Jorge Barata, su empresa pagó 20 millones de dólares como soborno al gobierno de Toledo para adjudicarse la construcción de la carretera interoceánica que une Perú y Brasil.

En los documentos del Ministerio Público divulgados por la prensa peruana, Barata cuenta que el intermediario fue el entonces jefe de seguridad de Toledo, el israelí Avraham Dan On.

Además, Barata asegura que el dinero se depositó en las cuentas del empresario peruano-israelí Josef Maiman, amigo del ex presidente, alguna vez incluido en la lista Forbes.

Hasta el momento, la Fiscalía ha rastreado 11 millones de dólares de los sobornos en las cuentas de Maiman, pago que se habrían realizado entre 2005 y 2008, incluso luego de que Toledo dejara el gobierno.

Con el dinero, según la fiscalía, se formó una empresa off shore creada por Maiman y la suegra del ex presidente, Eva Fernenbug. Desde allí se compraron inmuebles y pagaron hipotecas.

Defensa de Toledo

En tanto, el defensor legal de Toledo, Paolo Aldea, informó que recurrirá a la prescripción de uno de los delitos que el Ministerio Público ha imputado al ex mandatario en el caso del soborno de Odebrecht: tráfico de influencias.

“Sí, vamos a recurrir a la prescripción, pues el plazo para la prescripción del delito de tráfico de influencias es 8 años. Si a mi cliente se le acusa de haber traficado influencias en el 2004, según dice la misma tesis fiscal, pues ya prescribió”, explicó Aldea a El Comercio de Perú.

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo