Ex presidentes Bush llaman a rechazar "el racismo, el antisemitismo y el odio" tras violencia en Charlottesville

A través de un comunicado los ex mandatarios recordaron las palabras de Thomas Jefferson: "todos hemos sido creados iguales y dotados por el Creador de derechos inalienables".

Por AFP

Los dos ex presidentes de Estados Unidos, George H.W Bush (1989-1993) y su hijo George W. Bush (2001-2009), llamaron este miércoles a su país a "rechazar el racismo, el antisemitismo y el odio bajo todas sus formas", tras los actos de violencia en Charlottesville.

El breve comunicado fue emitido menos de un día después de que el presidente Donald Trump desatara una tormenta al equiparar a los grupos supremacistas blancos con los manifestantes antirracistas que se movilizaron en Charlottesville el sábado, aunque no menciona al mandatario por su nombre.

Mientras rezamos en Charlottesville, recordamos las verdades fundamentales evocadas por el ciudadano más prominente de esta ciudad (Thomas Jefferson, NDLR): 'todos hemos sido creados iguales y dotados por el Creador de derechos inalienables""

"Mientras rezamos en Charlottesville, recordamos las verdades fundamentales evocadas por el ciudadano más prominente de esta ciudad (Thomas Jefferson, NDLR): 'todos hemos sido creados iguales y dotados por el Creador de derechos inalienables"", escriben los republicanos Bush.

"Sabemos que estas verdades son eternas porque hemos visto la decencia y la grandeza de nuestro país", concluyen.

El domingo Barack Obama reaccionó al drama de Charlottesville con un popular tuit citando al gran resistente al apartheid, Nelson Mandela. "Nadie nace odiando a otra persona por el color de su piel o su origen o su religión", escribió Obama citando al fallecido líder sudafricano.

Los otros dos presidentes estadounidenses aun vivos, Jimmy Carter (1977-1981) y Bill Clinton (1993-2001), todavía no han reaccionado a estos últimos acontecimientos que han conmocionado a parte del país.

En los hechos del sábado murió una manifestante antirracista embestida por el automóvil de James Fields, un supremacista blanco.

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo