Cómo funciona la venta de marihuana recreativa en California

California es el sexto estado en permitir la venta de marihuana para uso recreativo en Estados Unidos, y como difundió la publicación New Frontier Data, que rastrea la industria del cannabis en su Informe Anual 2017, "el cannabis ahora es legal en el estado más poblado del país".

Por Agencias

Poseer, procesar, transportar, comprar, obtener o regalar marihuana a personas mayores de 21 años es legal en California a partir de este lunes de 2018, pero la entrada en vigor de la ley que legaliza la hierba con fines recreativos no implica que se podrá adquirir de manera inmediata o en cualquier lugar.

Muchas ciudades del estado aún no cuentan con un reglamento para su comercialización y muchas de las que ya lo tienen no han empezado a expedir los permisos comerciales, mientras que en algunos condados han prohibido su cultivo y venta. Esto se debe a que los dispensarios deberán contar con la licencia comercial del estado, pero también con permiso de la ciudad donde se ubiquen.

Las tiendas podrán vender marihuana cosechada sin controles reglamentarios completos durante seis meses, pero eventualmente solo podrán vender marihuana analizada en cuanto a su potencia, pesticidas y otros contaminantes, y productos que hayan sido rastreados desde la semilla hasta la venta.

La Oficina de Control de Cannabis  tramitaba solicitudes y licencias después que la venta minorista de marihuana se volvió legal en las vacaciones de Año Nuevo para los adultos mayores de 21 años, que pueden poseer hasta una onza y hasta seis plantas en casa desde ayer.

Los empleados de la oficina durante el feriado continuaron procesando 1,400 solicitudes de licencias pendientes para las instalaciones de ventas minoristas, distribución y pruebas.

Con California, el consumo recreativo de marihuana es ahora legal en toda la costa del Pacífico de Estados Unidos, junto con Washington y Oregon, y en el resto del país en Colorado, Alaska y Nevada.

marihuana AP

-Las restricciones-

las regulaciones establecen límites sobre su consumo en lugares públicos, el traslado de ciertas cantidades, los lugares donde deberán estar ubicados los puntos de venta y el volumen de producción.

También está prohibido conducir bajo los efectos de la marihuana o llevar en el vehículo (excepto que sea en la cajuela) paquetes o envoltorios abiertos.

La máxima cantidad de hierba que puede llevar una persona consigo o comprar es una onza o 28 gramos, mientras que quienes tienen autorización de un doctor para uso medicinal, pueden adquirir hasta 8 onzas por día.

La legalización del cannabis permite también la elaboración de productos comestibles como galletas, helados, dulces y hasta tacos, pero con limitada cantidad de THC, que es el componente sicoactivo de la marihuana.

Una persona puede cultivar hasta 6 plantas de marihuana en su propiedad, solo para uso personal, no estará autorizado para venderla.

 

 

 

 

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo