¿Quiénes son los "ñoquis" que inundan el Congreso argentino?

Un nuevo sistema de control de asistencia aplicado hace dos meses en la Cámara de Diputados reveló a casi 200 de este tipo de empleados

Por Francisca Herrera

Al escuchar la palabra ñoquis sin duda pensamos en la famosa pasta italiana hecha en base a papa, sin embargo, para los argentinos significa algo completamente diferente.

"Ñoquis" es el nombre que se le ha dado a los empleados que mes a mes cobran su sueldo sin trabajar, grupo del que son parte cerca de 200 personas en la Cámara de Diputados de Argentina, según reveló el nuevo sistema de control de asistencia.

El nuevo método fue implementado hace dos meses en la Cámara Baja y hace uno en el Senado por el mismo Congreso argentino para detectar a los "ñoquis", en el marco de la política de austeridad que pretende el gobierno de Macri.

La medida considera un control de asistencia a través de huella digital para controlar la salida y el ingreso de personal a honorarios y a contrata del Parlamento.

Los números

Este procedimiento reveló que de las 5589 personas que trabajan en la Cámara de Diputados 190 no fueron nunca a trabajar desde que se implementó el control de asistencia, de acuerdo con La Nación.

Hemos visto varios casos de enfermedad sin los debidos certificados médicos", indica la secretaria administrativa de la Cámara baja, Florencia Romano a La Nación

De estos casi 200, a 160 ya se les inició el trámite de cesantía, mientras que otros 30 presentaron por decisión personal su renuncia.

"Hemos registrado 700 casos irregulares a los que hemos enviado cartas documento. También iniciamos una tarea de auditoría de las justificaciones que presentan los empleados que se ausentan. Hemos visto varios casos de enfermedad sin los debidos certificados médicos", indica la secretaria administrativa de la Cámara baja, Florencia Romano al medio argentino.

De acuerdo con medios locales, el escenario en el Parlamento ha cambiado radicalmente tras la aplicación del nuevo sistema, con pasillos inundados de empleados.

La Biblioteca del Congreso, la imprenta y en la sede de la obra social, también replicaron la famosa medida con el fin de detectar y erradicar a los no deseados "ñoquis".

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo