Jaime Gajardo: "Viene una confrontación de acción e ideológica contra los que no quieren carrera docente"

Por Flor Guzmán

Este jueves está programada la primera movilización del año convocada por el Colegio de Profesores. Los organizadores han catalogado la actividad como una “concentración para defender y profundizar la reforma educacional” y contempla una jornada de reflexión el 27 de marzo y un paro de advertencia el 9 de abril. Conversamos con Jaime Gajardo, presidente del Colegio de Profesores, quien descartó una crisis al interior del gremio y aseguró que enfrentarán a quienes no quieren carrera docente.

¿Por qué iniciar estas movilizaciones?

Es una movilización por la educación pública y gratuita, por una carrera docente universal para todos y para las buenas condiciones para la enseñanza. Estos son puntos transversales que involucran al magisterio y a los actores de la educación. Ante amenazas de gente que busca desbaratar el proyecto del fin al lucro y hacer carrera docente sólo para los profesores de colegios municipales, hacemos esta movilización, para que realmente se recojan las ideas de los profesores.

¿Y están de acuerdo con los plazos que está manejando el Gobierno con los proyectos de carrera docente y desmunicipalización?

Estamos en un proceso donde tenemos una mesa de negociaciones entre el colegio y el Mineduc y estamos tratando de concordar los temas, han aparecido nudos, pero lo importante es hacer las labores necesarias para resolver esos nudos. Necesitamos movilizar a la ciudadanía y tampoco podemos esperar eternamente. Hay que considerar que si vamos a atrasar el tema de la desmunicipalización, el próximo año hay elecciones. Hay temas en que requerimos avanzar. Tampoco podemos estar discutiendo eternamente.

¿Cuáles son esos nudos?

Lo primero es que nosotros estamos por una carrera docente universal, nos hemos topado con sectores que hablan de una carrera docente sólo para los municipios y que sea algo optativo para los subvencionados. Pero a nosotros nos es coherente que donde el estado financie se aplique esta carrera docente, aunque podrían excluirse a los particulares pagados. Creemos que independiente de la gestión todo el universo de profesores debe regirse por la carrera docente. Otro nudo es el que habla de las remuneraciones. Nosotros proyectamos un incremento de remuneraciones fuerte al inicio y de ahí progresivamente que se vaya ajustando dependiendo del sistema de grados o escalas que se cree. También está el tema de la evaluación docente. Planteamos que esté dentro de la carrera y no aparte, porque si uno va a ascender de una escala a otra la evaluación puede ser un elemento a considerar, pero tiene que tener menos carácter punitivo y más uno formativo.

¿Qué opina de quienes no se han plegado a la movilización por estar en contra de su gestión?

Esta movilización no es mía. Es un acuerdo de la asamblea nacional del Colegio. Cualquier intento de personalizarla le hace el juego a los grupos que no quieren que cambien las cosas en nuestro país. Esto contrasta con muchos colegios y estudiantes que sí se van a plegar. Siempre van a surgir voces disidentes, es absolutamente normal, yo también fui disidente en otros períodos y es normal dentro del área de educación y especialmente dentro de los profesores, lo importante es que aquí hay posiciones de mayoría y son ésas las que han resuelto sacar adelante estas iniciativas. Así que eso no nos desvela mayormente.

¿Cómo ve la crisis que se vivió a fines del año pasado en el Colegio de Profesores? ¿La ve superada?

En diciembre estuvo en su punto más álgido este proceso, cuando ya habíamos firmado un acuerdo y se iniciaron varios paros, eso tiene varias explicaciones: habían problemas locales, un magisterio que ha sido muy maltratado y poco escuchado, entonces se tendió a continuar en ese sentido de rebeldía, porque realmente hoy en día tenemos muchas cosas por las que protestar, son demasiados problemas los que se han acumulado en el gremio. Pero todo eso se fue ordenando en el debate y las asambleas generales han ido tomando registro de eso. Son más de 200 delegados en todo el país. Siempre va a haber disidencia y gente que se plantea de manera distinta, pero no se puede discutir eternamente, hay que votar y se hace lo que la mayoría indica. Después de diciembre todas las asambleas fueron absolutamente normales, esa mayoría se expresó claramente y ha impulsado todo este diseño que estamos iniciando ahora. Así que yo no hablaría de crisis, yo creo que hay un sector interesado en que haya una crisis al interior del Colegio de Profesores. Pero el colegio ha funcionado y camina a pie firme y muy claro en sus ideas.

¿Su postura es de desconfianza hacia el Gobierno mientras no estén todas las cartas claras sobre la mesa?

Nos hemos declarado en estado de alerta, de vigilancia y de monitoreo permanente de todo el proceso porque aquí de forma transversal hay sectores que quieren enlodar este proceso, que quieren desbaratarlo. Hay sectores de Gobierno, pero también otros, como los empresarios de la educación subvencionada, otros que aglutinan intereses en las universidades e incluso sectores políticos que han presentado recursos ante el Tribunal Constitucional y que se están oponiendo a estos cambios. Aquí viene una confrontación que va a ser de acción e ideológica y de oponerse a esos otros intereses que no son la educación pública, esos intereses que no quiere carrera docente. 

 

NEWSLETTER

Lo Último de en tu correo...

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo