Niños con déficit atencional son las mayores víctimas del buylling escolar

Un 51% de las mil 456 denuncias recibidas por la Superintendencia de Educación corresponden a menores que sufren este síndrome. De acuerdo a los expertos, este tipo de discriminación tienen consecuencias que se arrastrarían incluso hasta la adultez, generando cuadros de ansiedad y depresión.

Por ANDREA FUENTES

De acuerdo al informe presentado esta mañana por la Superintendencia de Educación, son los niños con Síndrome de Déficit Atencional (SDA) quienes serían las mayores víctimas de discriminación escolar en Chile. Así lo revelan las mil 456 denuncias recibidas por este organismo, de las cuales un 51% corresponden a estudiantes que padecen de este tipo de trastorno.

Otro motivo de burla y discriminación por parte de algunos escolares es la discapacidad física y/o conductual, así como la apariencia personal. Sin embargo, estos aspectos están lejos de representar un grupo importante de las denuncias como sí lo es el SDA, con un 18 y un 10 por ciento respectivamente.

Al respecto, Michelle Olgui, psicopedagoga del Centro de Liderazgo Educativo de Educación 2020, señala que es importante mencionar que “en Chile existe un sobre diagnóstico del SDA, pues, según los expertos, sólo el 3% de los niños diagnosticados tienen esta condición realmente”.

En ese sentido, la experta indica que los niños y niñas con este trastorno tienen una inteligencia normal, pero requieren de ciertas adecuaciones de acceso al aprendizaje. “Es necesario generarles altas expectativas de sí mismos, pues las trabas escolares, problemas de interacción con sus compañeros por ser, a veces, más inquietos que el resto, las bajas calificaciones por no comprender lo que se les está preguntando o porque no aprendieron lo solicitado, sumado a las dificultades de manejo de grupo de los docentes por no estar formados para trabajar en aulas con niños diversos, genera un bajo autoconcepto académico en ellos”.

Adultos marcados por el buylling

Cuadros ansiosos, niños que tienden a agudizar sus dificultades para concentrarse y una baja considerable en el rendimiento escolar, son algunas de las consecuencias inmediatas que se pueden observar en los niños víctimas de este tipo de discriminación. Sin embargo, de acuerdo a Raúl Carvajal, psicólogo de la Clínica Santa María, es tal el daño que se puede provocar en ellos que las secuelas se pueden arrastrar incluso hasta la etapa adulta. “Uno puede ver cuadros depresivos importantes. La autoestima se ve muy bien deteriorada. Funcionan como personas inseguras, que tiende a tratar de compensar esta inseguridad con logros de distinto tipo”.

Por lo mismo, el psicólogo indica que para prevenir estos casos es clave estar atentos a la conducta de los menores. “Si un niño tiene cambios de conducta importantes, se aisla y tienen un rechazo abierto a ir al colegio, hay que sospechar está pasando algo, ya que eso casi siempre tiene que ver con cosas que ocurren en ese espacio. Hay que creerle a los niños. No se puede sobre reaccionar inmediatamente, pero sí hay que darles crédito. Hay que ir al colegio, investigar e indagar lo que está diciendo. Eso es una muestra de confianza y es una muestra de que lo estamos mirando, que lo estamos considerando. Eso es muy importante para los niños”.

Hombres sufren más buylling

Otro dato que fue revelado por el informe que se dio a conocer con motivo del tercer aniversario de la Superintendencia de Educación es que son las hombres quienes sufren en mayor porcentaje este tipo de prácticas. Se trata del 64% de las denuncias, mientras que en el caso de los mujeres la cifra alcanza sólo un 34%.

El superintendente Alexis Ramírez, dijo que el informe no constata un aumento de los casos de marginación, pero si de visibilización del hecho, por lo que invitó a los establecimientos educacionales a reflexionar acerca de si se están adaptando o no a “las características y las necesidades de los niños”, señalando que “falta bastante por avanzar en la materia”.

En cuanto al nivel educativo en que se concentra el mayor porcentaje de prácticas de este tipo, el estudio indica que es a educación básica el sector más afectado, con un 63,9% de las denuncias, seguido por la enseñanza media con un 20,7%.

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo