10 cosas que me hubiese gustado saber antes de los 30

Por Nicolás Copano
  • Comunicador multifacético, experto en marketing y redes sociales y emprendedor por naturaleza.

Estoy a un mes de cumplir 31 años. Comparto algo de lo aprendido.

  1. Cosa que tienes, cosa que usas. Si no la usas, la vendes.
  2. No tiene valor acumular. El capital inmóvil de tu casa no es capital. Por eso las casas de los sitios de arriendo de departamento son horribles: están llenas de cosas tiradas que nadie usa.
  3. Aprender inglés no es “hacerles el juego a los yanquis”: es expandir tu cabeza porque habrá más voces disponibles para consumir. Lee mucho. Parte por lo que te gusta como tema y expande tu cabeza. Luego vas por otros mundos.
  4. Ser presumido sólo te deja solo, en especial en las sociedades donde las personas tienen pocas seguridades. Este país no es de andar felicitando, al contrario: siempre hay algo malo que decir del otro. Por eso, la mejor fórmula es hacer las cosas. No decir que uno las hace. Ni menos, por supuesto, decir que uno las tiene. Simplemente ejecutar cosas en una lista con metas claras. Nada más.
  5. El amor no se enseña nunca. Pero si nos guiamos por las películas románticas de los 80 y 90 cometemos un grave error: se idealiza el sufrimiento, la obsesión y la búsqueda en vez de primero descubrirse a uno mismo (quién soy, qué me gusta, qué hago) y luego ir a buscar a ese otro. De alguna manera, te enseñan más formas de perder el tiempo que de amar. Amar es simple: si hay dos personas que se atraen y ninguna de las dos hace sufrir al otro, ganaste.
  6. Tener amigos es tan simple como amar: si las personas la pasan bien, se respetan y se ríen son amigos. Es bueno tener amigos, porque en un mundo donde entrenan a las otras personas para competir, encontrar quien no quiera competir contigo ya es maravilloso.
  7. Como el mundo está lleno de competencia, no puedes tener muchos amigos. Pero si te puedes tener a ti mismo y por probabilidades a un par más de personas cerca. Nunca los traiciones. Evita eso a toda costa. Sé un lugar seguro para esas personas. Es un mundo muy salvaje.
  8. Evita a las personas que te generan esos malos sentimientos o pensamientos. Realmente odiar es perder el tiempo. Si alguien te hace sentir incómodo, evade. Cuando uno evade, se borran solos. Y si pelean solos se ven muy mal. En general venimos a morir. Es lo único que tenemos claro. Y está bueno intentar por lo menos hacer de este momento, lugar, un paso algo agradable.
  9. El mejor videojuego del mundo es aprender a controlarse a uno mismo. Es sumamente complejo: comer en exceso por ejemplo, es fácil. Comer mal, más fácil aún. Es más difícil comer tranquilo, saboreando, sabiendo qué te estás echando a la boca. Lo mismo corre para todo el resto de las cosas.
  10. El mejor trabajo es el que haces sin pensar en cuánto te pagarían. Si puedes hacer que eso que haces gratis se vuelva un trabajo, vas a encontrar el éxito. Porque no te van a poder parar. Y un buen truco para eso es evitar a toda costa las deudas: las deudas son amarres. Son terribles. Sé que es difícil vivir sin ellas, pero cuando tengas la oportunidad, libérate de eso.

Las opiniones expresadas aquí no son responsabilidad de Publimetro

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo