'Clash Royale'

Por Vardoc
  • Comentarista de videos y tecnología proveniente de Temuco, gamer y videoblogger en vardoc.cl, twitter.com/vardoc1 y facebook.com/vardoc1

Basado en el universo de “Clash of Clans”, “Clash Royale” es un videojuego gratuito donde se combinan elementos de los juegos de cartas de colección y estrategia de acción en tiempo real.

La fase beta del juego se lanzó el 4 de enero de 2016 sólo para la plataforma Android para luego pasar a su magno lanzamiento el 2 de marzo de 2016. “Clash Royale” inicialmente contó con 27 cartas, las que se clasifican en comunes, especiales, legendarias y épicas. En primera instancia, las partidas son uno contra otro en un 1 vs 1, para luego dar paso a las 2 vs 2.

Cada uno de los jugadores cuenta con tres torres, la del Rey, que si se destruye derrumba a todas y a ambos lados están las torres de coronas. Si se destruye una torre se otorga un punto (corona) al jugador que lo logre y, en caso de vencer a la central, el juego finaliza inmediatamente.

Sin embargo, si al terminar el tiempo de partida no hay vencedor, se da un minuto extra, donde sólo con derribar una central o una de las otras dos torres, el juego termina. Al ganar recibimos monedas, copas y cofres. Los últimos nos dan cartas nuevas y podemos encontrarlos en distintos modos: los gratuitos, los de plata, oro y coronas, gigantes, mágicos, súper mágicso, épicos, legendarios, elección y del clan.

Es importante saber que sólo podemos usar ocho cartas por batalla y los niveles de cada una aumentan cuando obtenemos “x” cantidad de un mismo personaje. Además, podemos comprar cartas en la tienda online del juego y las pagarlas con gemas o dinero real. “Clash Royale” está dividido en 11 arenas de peleas, a las que podemos ingresar siempre y cuando obtengamos un número específico de trofeos. Lo entretenido es que cada vez que venzamos en una arena conseguiremos nuevas cartas.

El juego entra primero por los ojos al probarlo, gracias a su atractivo y cuidado, desde su publicidad como imágenes promocionales hasta la interfaz. Sin duda el lado gráfico se disfruta desde la primera partida, dejando claro que Supercell tiene un súper talento en cuanto a darnos regalos visuales.

Tras iniciar “Clash Royale” nos recibe una fase de enfrentamiento a modo de tutorial para dejar claras las bases de las partidas, donde el claro objetivo es derribar el mayor número de torres enemigas gracias a las tropas que escogemos.

Sin embargo, “Clash Royale” es un absoluto innegociable pay2win que no se avergüenza de serlo. Además, su sistema de matchmaking se basa en un sistema de puntos que ganaremos o perderemos según el desempeño en las batallas. Lo complicado de esto, es que nos puede tocar tanto con un newbie como un experto con un mega equipo donde ha invertido una increíble cantidad de dinero. Y es allí donde caemos en el vicio de los freemium, donde literalmente es imposible vencer, ya que tu rival podrá echar abajo tu torre principal en menos de un minuto.

Aunque tras jugar varias partidas, donde ganamos y perdemos, podemos darnos cuenta que “Clash Royale” nos entrega un concepto jugable entretenido y suficiente para hacerlo diariamente.

Las opiniones expresadas aquí no son responsabilidad de Publimetro

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo