Encontrando la fe

Por Alfred Cooper
  • Obispo anglicano y ex capellán protestante de La Moneda

Una nueva Encuesta Bicentenario 2018 revela que la fe es obstinada. No disminuye ni muestra señales de mudarse… Aunque la confianza en la Iglesia católica decae notoriamente de 27% a 15% (caída influida mayormente, según la misma encuesta, por los casos de abuso sexual), no así la fe en Dios. Sigue obtusamente en 80%, la cifra de chilenos que dicen creer y confiar en Dios. La leve fuga, 17% a 16%, desde los evangélicos parece haberse encaminado mayormente hacia el sector ateo y agnóstico que sube un porcentaje similar, de 19% a 21%.

Leída completa, la encuesta señala que los chilenos ¡creen y quieren creer! Es lo que me han dicho varios amigos y amigas no creyentes: “Yo no soy creyente, pero admiro y respeto a los que sí tienen fe”. Sin ir más lejos, recuerdo un placentero intercambio veraniego con la misma Presidenta Bachelet, que entre valiosas reflexiones sobre el efecto del cristianismo evangélico en Chile, de repente personalizó el tema pronunciando el mismo discurso y después agregó: “Me encantaría tener esa fe, pero no me ha llegado”. La he escuchado decir lo mismo públicamente, al igual que varios parlamentarios entrevistados en programas de televisión.

Si mi tesis es correcta, existen muchos chilenos que desearían encontrar la fe cristiana pero no saben cómo hacerlo. Piensan que es algo con lo cual uno nace o no, una especie de influencia espiritual que “le llega si uno tiene suerte”.

En realidad, no es tan difícil creer. De hecho, como señala San Pablo en su discurso en la U. de Atenas, Dios ha ordenado la historia para que los seres humanos “busquen a Dios, si en alguna manera, palpando, puedan hallarle, aunque ciertamente no está lejos de cada uno de nosotros. Porque en él vivimos, y nos movemos, y somos”. El autor de Hebreos describe la fe y cómo funciona: La fe es llegar a establecer una relación con Dios, creer sus palabras en las Escrituras y basar la vida sobre ellas. “Es, pues, la fe la certeza de lo que se espera, la convicción de lo que no se ve”. Lo que no se ve es Dios, quien crea y sostiene todo lo visible desde la nada. En realidad, la mejor descripción de la fe que conozco es “una relación con Dios”.

Además, a Dios se le encuentra al buscarlo. “Pero sin fe es imposible agradar a Dios; porque es necesario que el que se acerca a Dios crea que lo hay, y que es galardonador de los que le buscan”.

Mis consejos a quienes me comentan que desean encontrar la fe son los siguientes: 1. Lee la Biblia (comienza con los Salmos, Proverbios y los Evangelios, por ejemplo) y pídele a Dios que te muestre cómo la muerte de Cristo te alcanza a ti hoy. 2. Invita a Jesús resucitado a que entre a tu vida y que el Espíritu Santo te llene con su presencia. 3. Comprométete en una Iglesia que te interprete bien y donde entiendas la enseñanza de la Biblia. 4. Persevera hasta que esa llama se encienda.

¡A ver si afectamos la próxima encuesta!

Las opiniones expresadas aquí no son responsabilidad de Publimetro

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo