(none)

¿Dulce venganza? Esperó ocho años para devolverle la mano a su padre

Por

Ocho años pasaron desde el “incidente” de Navidad que vivió este niño. Recibió para Navidad una caja de Xbox, el resultado era que no estaba la consola, pero estaban las llaves de su nuevo auto. Claramente siendo un excelente regalo, el joven decidió que la venganza en este caso sería dulce, compró una caja de Xbox One, puso las llaves del auto de su padre, y para sorpresa de él al abrir la maleta de su auto, encontró realmente la consola. Sin duda una broma que resultó ser todo un éxito.

Loading...
Revisa el siguiente artículo