Los hechos que marcaron el trágico nuevo capítulo de "Los 80"

Por

 

Imagen foto_0000000120141019200313.jpg
Gentileza Canal 13.

 

Este domingo 19 de octubre, Canal 13 exhibió el tercer episodio de la exitosa serie sobre la familia “Herrera”, titulado “Las alas del deseo” y el cual estuvo marcado por varios acontecimientos, que a continuación resumimos.

2014. “Sibila” adulta (Daniela Ramírez) le dice a “Félix” (Sebastián Arrigorriaga) que él fue muy importante para ella y le cuenta que el 2004 sintió que era el momento de cerrar ciclos, por eso vino a Chile a verlo, porque creía que él era un tema pendiente. “Félix” queda pensativo, tratando de disimular lo que siente con estas palabras.

1989. “Félix” (Lucas Escobar) quiere juntar dinero para viajar a Suecia a ver a “Sibila” (Constanza Rojas) y para eso está ahorrando su sueldo en el videoclub que empezará a funcionar y también está sacando fotografías en eventos, actividad que promociona con volantes en el barrio. “Félix”, además, le cuenta a “Juan” (Daniel Muñoz) sus planes y le pide que le pague el viaje y él le devolverá todo. “Juan” no apoya a su hijo, no sólo porque es caro, sino porque es muy chico para viajar solo. “Félix” se decepciona, pero sigue empecinado en ahorrar: le pide a “Ana” (Tamara Acosta) que reparta volantes en la tienda. “Ana” no quiere que “Félix” trabaje porque tiene que estudiar, ya que después de la pelea en el colegio está condicional. “Ana” cree que “Félix” quiere juntar plata para comprarse ropa y le ofrece comprar lo que quiera de la tienda. “Félix” se venga de su madre llevándose el personal stereo más caro de la tienda.

“Martín” (Tomás Verdejo) sigue cuidando a “Vicho” (su hijo). “Martín” le dice a “Félix” que los pololeos a distancia no funcionan, es mejor que él dé vuelta la página, encuentre otra polola y disfrute la vida… “Martín” se lo dice con cariño. “Félix” se sincera con su hermano y le explica que “Sibila” es lo único que le queda de todo lo que tenía hace un año (refiriéndose a la separación de sus padres). “Martín” entiende y no insiste.

“Videototal” abrió al público, “Juan” está feliz con su negocio y se preocupa de captar nuevos socios, mientras “Exequiel” (Daniel Alcaíno) recomienda películas a los clientes.

Se firma la venta del local y “Juan” invita a “Alejandra” (Amaya Forch) a pasar al videoclub cuando quiera y le regala un arriendo de película; ella comenta que le gustan las películas de Wim Wenders y “Juan” promete buscarlas. Se acaba el tema de conversación, “Alejandra” se despide y “Juan” no encuentra excusas para retenerla. “Juan”, claramente, siente algo por “Alejandra” y trata de averiguar si alguien tiene las películas que le gustan a “Alejandra”, pero no sabe quién es Wenders. “Martín” le explica a “Juan” que Wenders es un director de cine arte y sus películas no llegan a Chile. “Martín” le pregunta a “Juan” para qué busca esas películas, él dice que es para un cliente y “Martín” le ofrece conseguirse alguna. “Exequiel” huele “gato encerrado” con la búsqueda de “Juan”.

Llegó un nuevo vecino al barrio Herrera: “Milton” (Alejandro Trejo). Él es un peluquero que antes trabajaba en la televisión y ahora instala su negocio frente a “Don Genaro” (Fernando Farías). “Milton” promociona su peluquería ofreciéndole un corte de pelo a “Petita” (Diego Navarrete). “Genaro” espía esta conversación, suspicaz. Una vez que “Milton” se va, “Genaro” comenta burlón que al peluquero “le gustan las patitas de chancho”.

“Juan” ya tiene “Las alas del deseo”, última película de Wenders. “Exequiel” molesta a su compadre porque no entiende de cine y le pregunta para qué es la película, “Juan” se molesta por las burlas y le insiste a “Exequiel” en que es para prestársela a un cliente. Los compadres ven la película, “Exequiel” reclama porque está en blanco y negro y es muy lenta, y “Juan” se enoja. “Exequiel”  duerme y “Juan” ve atento la película, es sobre un par de ángeles en la tierra. Hacia el final de la película uno de los ángeles dice que quiere entrar en la historia del mundo, “Juan”, concentrado, retrocede para ver nuevamente.

“Ana” va a pasar la noche donde “Mateo” (Néstor Cantillana) y “Anita” (Estrella Ortiz) se irá donde “Nancy” (Katty Kowaleczko). “Ana” le avisa a “Félix” que dejó comida en el refrigerador, “Félix” está molesto y se enoja más aún cuando ve a “Anita” conversando feliz con “Mateo”, que llegó a buscarlas. “Félix” sale de la casa ignorando a “Mateo” y con su llave le hace un rayón a la Renoleta. Después “Mateo” ve el rayón y sabe que fue “Félix”, pero no dice nada para evitar problemas. Todavía enojado, “Félix” se junta con sus amigos y les cuenta que está vendiendo su personal stereo nuevo, “Bruno” (Pablo Freire) mira preocupado a su amigo.

“Exequiel” le dice a “Juan” que le pague el viaje a “Félix”, ya que tiene dinero para hacerlo y le cambiaría la vida a su hijo. “Juan” cambia de opinión y le pagará el viaje, por lo que “Félix” quiere llamar a “Sibila” para contarle la noticia. “Martín” lleva a su hermano a un teléfono público y le muestra un truco para llamar gratis al extranjero; una vez que “Félix” logra comunicarse, “Martín” se va a casa. “Félix” le cuenta muy emocionado a “Sibila” que irá a verla, “Sibila” guarda un largo silencio y tratando de aguantar el llanto le dice a “Félix” que ella no volverá a Chile, pololear así no tiene sentido y es mejor que no viaje. “Félix” le pregunta a “Sibila” si conoció a alguien, ella dice que no, “Félix” aguanta el llanto y corta, con el corazón destrozado.

“Juan” reúne el valor para ir donde “Alejandra” a dejar la película. Cuando se detiene fuera de la casa, “Juan” duda unos minutos de si entrar o no, hasta que finalmente se decide. Por la ventana “Juan” ve a “Alejandra” haciendo reflexología, la observa sonriente, deja la película en la puerta y se va.

“Félix” vuelve a casa golpeado, se topa con “Martín”, su hermano mayor, quien se va urgente a trabajar.

2014. “Sibila” adulta le cuenta a “Félix” cómo terminó su viaje el 2004, la teoría de “Sibila” es que “Félix” en esa oportunidad la dejó plantada a modo de venganza, porque ella terminó la relación por teléfono y apareció 15 años después como si nada. “Félix” le baja el perfil al asunto y le dice a “Sibila” que para él no fue tan terrible cuando terminaron.

1989. “Félix” entra a la casa y no sabe qué hacer, está completamente solo. “Félix” va a la cocina y no lo convence nada para comer, vuelve al living y se prende un cigarro, ahogando la pena por el término de la relación con “Sibila”. Mientras, “Juan” vuelve del Cajón del Maipo, tranquilo. “Ana” está en el departamento de “Mateo” acostada junto a él, ensimismada.

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo