Ex chica reality relata sus horas de angustia en la cordillera boliviana

Por

Después de semanas de trabajo intenso, en su debut como actriz infantil con la obra “Lana y el lobo”, Eugenia Lemos y su pareja Matías Kozsnik decidieron tomar unas merecidas vacaciones. Sin embargo, el viaje que podría haber sido una luna de miel perfecta terminó convirtiéndose en un dolor de cabeza.

Lemos y su pololo decidieron partir a San Pedro de Atacama y la cordillera de Bolivia y fue en este último lugar donde comenzó la pesadilla para la pareja.

“Amamos la naturaleza y nos encanta hacer viajes bien extremos, de mochileros, sin llevar grandes cosas ni maquillaje, ni tacos, ni trajes, sino todo lo contrario conectarse con uno mismo y la naturaleza”, explica Lemos y luego relata como el viaje se convirtió en un tormento.

“Estuvimos a 5 mil metros de altura, donde Mati sufrió mal de altura. Ese episodio fue terrible, ya que es obligatorio que el guía tenga oxígeno para cualquier imprevisto y nuestro guía no lo tenía. Mati lo pasó fatal, hasta que por suerte topamos con unos viajeros enfermeros que le ayudaron con medicación y al otro día empezó de a poco a mejorar”, cuenta afligida.

El mal agudo de montaña, más conocido como mal de altura o puna, se produce por la falta de adaptación del organismo a la altitud. Los síntomas normalmente desaparecen al descender a zonas más bajas. La presión atmosférica disminuye con la altura, lo que afecta a la disponibilidad del oxígeno, ya que los pulmones no son capaces de transportar la misma cantidad de oxígeno a la sangre que ante una situación de mayor presión.

Como buena pareja, Lemos pasó toda la noche cuidando a su media naranja con paños fríos para controlar su descompensación, mareos, cefalea, naúseas y agotamiento físico.

De vuelta a Santiago, Matías comenta, “lo pasé muy mal y agradezco habernos cruzado con unos enfermeros que estaban de viaje, quienes lograron estabilizarme”.

Afortunadamente el mal no pasó a mayores y hoy la pareja se prepara para las últimas funciones del musical “Lana y el lobo” que exhiben hasta el 30 de agosto.

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo