Matías del Río: ""Tolerancia cero" es la Esmeralda, no se hunde"

Periodista deja CHV a fines de septiembre. Deja la señal de Inés Matte Urrejola 0825 y se instala en Bellavista, donde será una de las piezas angulares de la reestructuración del departamento de prensa de TVN, liderado por Alberto Luengo.

Por

Imagen foto_0000000220150831140950.jpg

Agenciauno

La industria televisiva se remeció esta mañana con el anuncio, a primera hora de esta jornada, de la renuncia de Matías del Río a CHV tras nueve años y medio en la señal privada, donde actualmente conduce el noticiario de cierre, “Última mirada” y el golpeado “Tolerancia cero”, espacio de debate político que este año ha enfrentado una de sus temporadas más difíciles luego de la renuncia de uno de sus rostros emblemáticos, Fernando Paulsen, quien dejó el canal luego de la salida del director ejecutivo de la señal Jaime de Aguirre.

Fue el inicio de una serie de episodios que sucesivamente han sacudido al espacio que ya consideraba el alejamiento de Felipe Bianchi, quien abandonó su tribuna en el panel para radicarse un tiempo en Estados Unidos.

Sin embargo, los cambios estaban lejos de terminar. Pablo Morales, director de programación y contenidos deja su cargo en la televisora en junio del año en curso por diferencias con la nueva plana ejecutiva del canal encabezada por Francisco Mandiola Allamand, quien había tomado el mando de la señal justamente a inicios de ese mismo mes.

Específicamente la desaveniencia entre las partes tuvo que ver con la molesta de la nueva administración con Morales, quien sin consultarte a su jefatura, lo que no fue bien visto, había había llegado a acuerdo con Patricio Fernández para sumarlo al espacio de los domingo.

La molestia de parte de Mandiola fue una señal clara de poco respaldo a la gestión del ejecutivo, quien terminó saliendo del canal al tiempo que se abortaba abruptamente la llegada de Fernández a “Tolerancia” que ya era un hecho.

En medio del que ya era un complejo escenario para el programa se produce la renuncia de su editor periodístico, Francisco Poblete, el viernes 21 de agosto por diferencias con el asesor del director ejecutivo de CHV, Holger Roost-Macías que se hicieron insostenibles cuando el periodista se negó a tener en el panel a una joven violada a propósito de la discusión del aborto pauteada para el domingo inmediatamente siguiente, esto es el 23 de agosto.

Un golpe más para el emblemático programa de la señal que, sin embargo, estaba lejos de ser el último. Matías del Río anunció su salida del canal en medio de una crisis que pocos se atreven a negar a estas alturas. Ni él mismo, quien en la hora de la despedida se muestra confiado en un mejor futuro para el programa, no obstante, se refiere a su actual momento como turbulento.

“He estado 8 años en ‘Tolerancia cero’ y lo he visto pasar por todo, por muchas turbulencias (…) Si yo creyera que ‘Tolerancia’ dependiera de mí, tendría problemas psiquiátricos. Yo soy un grumete. Cuando se va a retiro el comandante de la Esmeralda, no se hunde. Es la esmeralda, no veo lo contrario, los programas viven del valor que les da el público”, comenta.

¿Se va en el peor momento del estelar político? Matías es cauto al responder y escuetamente admite que su partida a TVN, tiene que ver con su intención de “buscar nuevos rumbos”.

Rumbos que tienen que ver justamente con la contingencia que atraviesa el departamento de prensa de TVN, liderado por el periodista Alberto Luengo, quien actualmente trabaja en un nuevo modelo que, fuentes al interior del canal público, definen como la intención de entregarle al público un nuevo formato de que no solamente implica la salida, tras doce años, de Amaro Gómez-Pablos del noticiario central que actualmente conduce junto a su colega Mónica Pérez. Se adicionan cambios como la planificada llegada a este horario de Juan Manuel Astorga, quien deja la medianoche. Y una manera distinta de presentar los contenidos a la audiencia. Una reingeniería a nivel integral.

¿Dónde llega Matías del Río? Desde la señal cuentan que el también rostro de radio ADN, será el encargado de tomar  la conducción de “El informante”, que también dejará vacante Astorga. 

Amaro, a quien se visualiza asumiendo labores de investigación periodística propiamente tal, en escuetas declaraciones con este medio dice que “aún no está todo finiquitado. Desmentí mi desvinculación del canal”, asegura echando por tierra versiones de prensa que lo daban como uno de los nuevos despedidos de TVN.

“Eso no puedo confirmarlo, lo puedo confirmar a fines de esta semana”, dice luego al ser consultado específicamente por su salida del noticiario central tras doce años al frente de él.

Carolina Ceballos

 

 

 

 

 

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo