Canal 13 alista docureality que hará "terapia de shock" a jóvenes problemáticos

Macarena Vengas será la conductora del espacio que ya comenzó sus grabaciones. La abogada acompañará el proceso que vivirán los protagonistas de cada una de las historias que se presentarán por capítulo.

Por

 

Síguenos en Twitter:

Jóvenes que no trabajan ni estudian, que llevan una vida sin rumbo, plagada de conflictos, que caen en los excesos y que significan un problema que se ha vuelto imposible de resolver para sus padres. Ellos serán los protagonistas del nuevo programa de tele realidad que alista Canal 13.

Según confirmó Publimetro, un equipo liderado por Rodrigo Leiva (el mismo de “En su propia trampa”) se encuentra grabando desde hace algunas semanas el proyecto que busca dar un remezón a personas que están al borde de caer en adicciones o viven rodeados de malas juntas, y mostrarles que pueden reformular su vida tras enfrentarlos a una situación extrema. ¿De qué se trata? Son llevados a pasar unos días en la cárcel.

Este docu reality, que por ahora se prepara sin nombre definitivo, nació como una idea de Leiva y compañía, luego de varios años conociendo la dinámica interna de los centros penitenciarios a raíz de espacios como “Nadie está libre” (2008). Fue entonces que comenzaron a trazar las líneas de lo que querían llevar a cabo e hicieron un llamado a casting a través de Internet, convocando a padres de jóvenes entre 18 y 25 años que necesitarán una especie de terapia de shock.

“Son los papás los que buscarán la ayuda del programa”, señala a este medio una fuente al interior del “13”, detallando que en cada capítulo se mostrará el proceso que viven tres chicos problemáticos que, con autorización de sus progenitores, serán puestos tras las rejas.

La abogada y animadora Macarena Venegas es la conductora de esta apuesta de tele realidad y su labor se centrará en acompañar a los protagonistas durante este singular proceso, tanto a los que están dentro de la cárcel como a quienes los esperan en sus respectivas casas.

“Durante las grabaciones ha pasado que muchos padres han descubierto cosas súper complicadas de sus hijos”, confidencia la misma fuente, advirtiendo que la estadía en prisión de los jóvenes se extiende según cada caso.

Cabe mencionar que el docu reality no se plantea como la “varita mágica” que
cambiará radicalmente estos chicos en conflicto, pero sí pretende darles el “primer empujón” para que reformulen su vida. Por ello, posterior a su paso por los centros penitenciarios se les ofrece ir a terapia, ayudarlos a retomar sus estudios y apoyarlos en todo lo que requieran para salir a flote.

SHOW/ Karen Cordovez 

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo