Sospecharon por su talento para caminar en dos patas: criaron por dos años a su mascota pensando que era un perro pero resultó ser otra cosa

Después de dos años se dieron cuenta que era un oso.

Por Nathaly Lepe

La semana pasada una ciudadana china descubrió que el tierno perrito blanco que había comprado en realidad era un zorro y su vida cambió repentinamente. Ahora fue el turno de otra familia, en el mismo país, que se dio cuenta que la mascota que había criado por dos años como un can era en realidad otra cosa.

La familia de Su Yun recibió con los brazos abiertos hace dos años a una tierna y peludita bolita de pelos, seguros que el cachorrito sería su mejor amigo.

Sin embargo, no comprendieron que algo extraño sucedía con su nueva mascota hasta dos años después de comprarlo cuando el animalito mostró su tendencia a pararse en dos patas y a revelar su prodigioso apetito.

El perrito, que en realidad era un oso negro, no dejaba de crecer y a diario consumía al menos una caja de frutas y dos cubos de fideos.

La familia, que habita cerca de la ciudad de Kunming, en la provincia de Yunnan, finalmente debió entregar el animal al Centro de Rescate de Vida Silvestre de su región, luego de solicitar ayuda con su mascota.

Según los informes que reproduce el diario inglés The Independent, el animal es un oso negro asiático, que se encuentra en peligro de extinción y quiene un elevado costo en los mercados negros.

Los dueños del “Perrito” aseguran que cuando lo compraron en 2016 estaban seguros que era un mastín tibetano. 

 

 

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo