Lo acusa de ser muy frío: mujer que se casó con un pirata fantasma de 300 años ahora quiere el divorcio

La mujer no quiso dar detalles de su quiebre con Jack, un pirata fantasma de 300 años, pero si anunció el fin de su relación.

Por Nathaly Lepe

De la misma manera que los matrimonios superan todas las dificultades que surgen durante la vida, hay otros que a pesar de los esfuerzos y fracasan, especialmente cuando uno de los integrantes es un fantasma, pirata y con más de 300 años.

Amanda Teague de 46 años y habitante de Drogheda, una de las localidades más antiguas de Irlanda, decidió que su matrimonio con Jack, un fantasma proveniente de Haití de profesión pirata, ya no daba más y ahora quiere divorciarse.

La mujer adquirió notoriedad luego de pasear por varios programas en el Reino Unido, contando su experiencia al casarse con un fantasma, especialmente uno con al menos 300 años.

Después de relatar su maravillosa "historia de amor" todo dio un giro y ahora quiere regresar a la soltería.

Motivo del divorcio

Amanda reveló el motivo por el que decidió poner fin a su historia de amor, la que selló con su matrimonio en las costas irlandesas en aguas internacionales. 

Tras un año de matrimonio, Jack, el pirata fantasma contrajo una grave sepsis que lo llevó al hospital y lo mantuvo en cama por seis meses, periodo en que según la mujer no se han comunicado.

El quiebre, fue comunicado según el medio  Irish Mirror, que reproduce el sitio Indy100 por Amanda a través de sus redes sociales.

"Siento que es hora que todos sepan que mi matrimonio ha terminado. Lo explicaré a su debido tiempo, pero por ahora, todo lo que quiero decir es que tengan  MUCHO cuidado al incursionar en la espiritualidad, no es algo con lo que desordenar", escribió. 

Sin embargo, no quiso ahondar en los motivos reales del quiebre.

n

 

 

 

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo