Suplicó en TV por su hijo “desaparecido” y 32 años después la detuvieron como la principal sospechosa del asesinato del pequeño

El niño sólo tenía tres años y su madre enfrentaba cargos por maltrato infantil.

Por Camilo Henríquez

La última vez que Francillon Pierre fue visto con vida fue el 2 de agosto de 1986 en Nevada y de ahí en más parece haber desaparecido de la tierra.

El pequeño tenía apenas 3 años y desde entonces figura en los registros del Centro Nacional de Niños Desaparecidos y Explotados.

Amy Elizabeth Fleming y el padrastro del pequeño iniciaron una campaña para encontrarlo, repartieron miles de folletos e incluso aparecieron en televisión suplicando por el regreso del menor, señala CBS Miami.

Según la mujer, el padre biológico del menor lo había raptado y se lo había llevado a Haití.

Amy y el padrastro de Francillon hicieron la denuncia de la desaparición de YoYo, como le decían al menor, apenas unos días antes de recibir una sentencia “por un delito grave de maltrato infantil”. Ambos lo habían golpeado de tal forma que el pequeño resultó herido y quedó con marcas de cicatrices.

Como si fuera poco, apenas un mes después de la denuncia de la posible desgracia, la pareja realizó una venta de garaje con todos los juguetes del niño, pero se arrepintieron a último momento cuando apareció en las noticias, indica Fox News.

Aún con todos los antecedentes, ninguno de los dos enfrentó un proceso ni estuvo detenido.

Sin embargo, más de 32 años después, parece que al fin la policía encontró pruebas sobre la desaparición de Francillon, por lo que detuvo a su madre  y la está acusando del asesinato del pequeño.

Los uniformados no han querido revelar cuáles son las nuevas pistas que vinculan a la mujer con el homicidio porque podría interferir en la investigación, pero la detuvieron en Florida, donde estaba residiendo.

La mujer pasó por la prisión de West Palm Beach antes de ser extraditada a Nevada y se fijó una fianza de un millón de dólares.

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo