El dinero no hace la felicidad: multimillonario no pudo superar sus complejos y muere en plena operación de alargamiento genital

El comerciante de diamantes tenía lujosas propiedades y bastante dinero, pero su apariencia lo complicaba.

Por Christian Monzón

Vendió el diamante más caro del mundo a un empresario japonés en 48,4 millones de dólares. Además, tenía el penthouse con mayor avaluó en Mónaco, el cual alcanza los 40 millones de la divisa norteamericana. Y de igual manera, tenía una mansión en la exclusiva área de Bel Air (donde vivía Will Smith el "Príncipe del Rap") en la cual celebraba fiestas con estrellas de Hollywood y los miembros más importantes de la vida social estadounidense.

Sin embargo, el israelí Ehud Arye Laniado (65) vivía atormentado por su apariencia. Le molestaba no ser alto y había algo que lo acomplejaba bastante más: sentía la necesidad de alargar sus genitales.

Por lo mismo, el comerciante de diamantes que era conocido por todos como "el argentino" ya que decían que se vestía como un bailarín de tango, fue a una clínica en París para someterse a una operación que le cumpliera su deseo.

Lamentablemente, según consigna el Daily Mail, el hombre falleció tras sufrir un ataque al corazón mientras le inyectaban una sustancia en su zona íntima.

Diamantes Omega, la firma del israelí, confirmó el deceso al despedirse de su dueño a través de redes sociales:  "Adiós a un empresario visionario. Con gran tristeza confirmamos que nuestro fundador, Ehud Arye Laniado, ha fallecido", señalaron.

Un amigo del empresario, el cual no quiso ser identificado, reveló que el hombre "siempre estaba concentrado en su apariencia y en cómo otros lo percibían".

"La única vez que se olvidaba de su falta de estatura era cuando le pedía a su contador que leyera sus ahorros bancarios, algo que hacía varias veces al día", agregó.

Por último, el sitio web del empresario también dedicaba palabras al hombre de negocios. "Con gran tristeza confirmamos la noticia de que nuestro fundador, Ehud Arye Laniado, falleció el sábado 2 de marzo de 2019. Tenía 65 años. Después de vivir una vida excepcional, Ehud será llevado de regreso a Israel como su lugar de descanso final. Todos nosotros lo echaremos de menos", consignaron.

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo