La golpeó salvajemente, le dio una dosis fatal de codeína y entró al chat de Facebook mientras veía como agonizaba: hombre asesinó a bebé de su novia

La madre en tanto fue absuelta como culpable del crimen, pero la formalizaron por permitir que el sujeto maltratara a su propio hija.

Por Christian Monzón

Tom Curd, un sujeto de 31 años, fue acusado de asesinar salvajemente a la hija de apenas 22 meses de su novia, en un caso que tiene conmocionada a la ciudad inglesa de Liskeard.

Según informa el Daily Mail, el hombre golpeó con dureza a la menor, quedando con lesiones similares a las que sufriría alguien tras un violento accidente de tránsito. Posteriormente, le dio una dosis fatal de codeína, ya que buscaba camuflar las heridas con las que quedó la lactante llamada Eve.

Tras esto, se entretuvo con videojuegos y se puso a navegar en Facebook mientras veía como agonizaba la pequeña.

El sujeto fue acusado de asesinato, mientras que la madre del bebé identificada como Abigail Leatherland (26), fue imputada por permitir que el sujeto maltratara a su hija. Eso sí, se desestimó que fuera culpada por el crimen.

Por su parte el padre de la menor, Dean Bird, quien estaba separado de la mujer y que vivía en otra ciudad a 10 horas de Liskeard, aseguró que lo único que quiere es atacar al asesino.

"Estoy muy enojado, solo quiero arrancarle la cabeza. Tenía muchas emociones en marcha y no sabía sobre las lesiones de Eve", afirmó.

Las revelaciones en la audiencia

Durante la presentación del caso, se mostró que la pequeña dormía en una cuna en mal estado, además que el colchón estaba completamente sucio.

Además, se dieron a conocer las lesiones que sufrió la menor por las agresiones, resultando con fracturas en el cráneo y las costillas. En ese sentido, se mencionó que las golpizas eran tan reiterativas que los huesos de la niña se volvieron a romper durante su proceso de curación.

De igual manera, se señaló que la menor murió producto de una sobredosis de codeína, ya que el sujeto esperaba que eso le ayudara a camuflar las lesiones. Luego de esto, él se fue a jugar, chatear en Facebook y ver televisión.

La pequeña llevaba horas muerta cuando llegaron los servicios de emergencia tras un llamado de la madre de la menor, recalcándose que si hubiera sido llevada la lactante a un hospital apenas ocurrieron las agresiones, podría haber sobrevivido.

Tras escuchar las aberraciones y maltratos que sufrió su hija, el padre de la menor afirmó que lo único que desea ahora es "ganar los derechos para el cuerpo de Eve y así pueda descansar de forma adecuada".

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo