Permitió ingreso de "trofeos" de caza: la polémica medida del gobierno de Trump que amenaza la vida de los leones

Un trofeo que pone en riesgo el futuro de estos grandes felinos, según los grupos conservacionistas.

Por Nathaly Lepe

Carl Atkinson fue a Tanzania el 2016 y pagó cerca de 70 millones de pesos por un safari de 21 días en los que pudiera cazar a un León. Lo logró, pero debido a las regulaciones de EEUU no logró ingresar al país ni con la cabeza ni la melena del felino, que transportaba como su "trofeo".

Eso hasta ahora, porque pese a que los leones de Tanzania han sido catalogados como un gran gato según la Ley de Especies en Peligro de Extinción de EE.UU. el servicio de Pesca y Vida Silvestre, entidad que administra las licencias, aprobó la importación cambiando completamente la política. 

Según la administración actual, en manos de Donald Trump, los casos se analizaran individualmente en lugar de negar automáticamente la posibilidad de ingresar al país esta clase de "trofeos".

Más vacaciones asesinas

La medida, apoyada por el nuevo Consejo Internacional de Conservación de la Vida Silvestre de la administración Trump, puso en alerta a las instituciones conservacionistas que temen por el futuro de algunas de las especies más amenazadas de África.

En esta línea, el Centro para la Diversidad Biológica, con sede en Arizona, calificó la decisión como "realmente aterradora", debido a que estiman habrá un aumento de los estadounidenses que tomen vacaciones en África sólo para matar animales.

La vocera del organismo Tanya Sanerib dijo a CNN que claramente estas son "noticias trágicas para la conservación de los leones, y sugiere que la administración Trump podría abrir las compuertas a las importaciones de trofeos desde Tanzania".

En la misma línea, no descartó que los nuevos permisos sean más expeditos, complicando la lucha que existe en estos momentos para impedir la extinción de muchas especies amenazadas por la caza.

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo