logo
Social
Foto: Captura YouTube / Foto: Captura YouTube /
Social 16/12/2020

Increíble: un iPhone cae desde una avioneta, graba toda su trayectoria y fue encontrado intacto

El hecho ocurrió en Cabo Frío, en el estado de Río de Janeiro, mientras el ambientalista y documentalista brasileño Ernesto Galiotto tomaba registros con su celular a más de 300 metros de altura.

Un increíble hecho se produjo mientras el ambientalista y documentalista brasileño Ernesto Galiotto grababa con su iPhone 6s desde una avioneta, a más de 300 metros de altura, sobre la playa de Cabo Frío, en el estado de Río de Janeiro.

Mientras tomaba registros con su teléfono desde el aire, el viento le jugó una mala pasaba e hizo caer el dispositivo que grabó toda su trayectoria y fue encontrado un día después sin mayores daños.

Su descuidada maniobra fue registrada por la cámara de la cabina de la avioneta en la que se desplazaba sobre la costa de Cabo Frío. Y justamente por el lugar de los hechos, Galiotto pensó que el iPhone había caído al mar.

Pero después le dio lugar a la esperanza y con la ayuda de su amigo Víctor de Oliveira Tostes, quien es técnico en computación, logró dar con el aparato utilizando una función de rastreo por GPS.

“Tenía fe en que lo iba a recuperar. Pensé, ‘si no se cae al agua, lo encontraremos’. En unos pocos metros, pudo haber golpeado a una persona – y, con esa altura que estaba volando, 2 mil pies, iba a ser una tragedia-, pero no hubo tragedia, hubo muchas emociones”, relató Ernesto Galiotto a Globo.

iPhone intacto y recargado

El teléfono fue hallado un día después del vuelo, en un arenal en las Dunas do Peró, y sólo su protector de pantalla sufrió una grieta. El aparato en sí estaba completamente intacto.

“En 15 segundos cayó al suelo. Estaba a unos 200 metros del agua, y a pocos metros había una pareja en la playa. Se cayó a las 11:10 am del viernes. Se cayó con la pantalla hacia abajo y siguió filmando durante una hora y media”, detalló Galiotto.

El dispositivo grabó toda la trayectoria mientras descendía por el aire y siguió grabando cuando cayó sobre la arena, hasta que se produjo su descarga y se apagó.

Tras ello, vino otra situación increíble. “Creo que con el sol se ha recargado, porque cuando llegamos a recuperarlo, todavía tenía un 16% de carga el sábado, alrededor de las 8:50 am”, contó el protagonista de esta increíble situación, quien compartió todo lo vivido a través de un video en el que incluyó la grabación de los 15 segundos del iPhone en plena caída libre.