AUTOS CON HISTORIA : Audi Quattro

Por

Por Marco Campos.

En la historia del motor han aparecido modelos que se han destacado por su diseño, otros por su equipamiento, otros por su performance deportiva. Hay una línea, quizás menos apreciable visualmente, que tiene relación con la aplicación de una determinada tecnología que remeció lo establecido, que dio golpes a la cátedra y que posicionó a su fabricante en el olimpo de la innovación. Esto último es lo que representa nuestro Auto con Historia de esta edición, el Audi Quattro.
Hacia 1977 Audi ya tenía conceptualizado un modelo con tracción a las cuatro ruedas y sus potenciales beneficios. Con un concienzudo y aplicado lobby, la casa de Ingolstadt logró que el resto de las marcas que competían en el rally mundial no tuvieran objeciones al desarrollo y aplicación de esta tecnología. Ante esa amplia aceptación, la FIA dio su aprobación a Audi. Tras tres años de desarrollo y extenuantes sesiones de prueba, el Quattro estaba listo para saltar al barro, al asfalto, a la nieve, a la tierra o la arena. Nada impediría su paso arrollador.

LA NUEVA JOYA

El desarrollo estuvo a cargo de Ferdinand Piech, nieto de Ferdinand Porsche, y el diseño a cargo de Jorg Besinger. Los modelos de competencia de Audi hasta ese momento eran muy fiables pero disponían de pesadas estructuras. La tracción integral vendría a generar mejor agarre en superficies resbaladizas y un mejor control del peso. Con un diseño que rendía tributo al Audi 80, el Quattro sería un modelo para calle pero pensado para la competencia. Los tres diferenciales libres partían el desafío de darle la razón al fabricante germano.
Fabricado entre 1980 y 1991, el Quattro es un modelo deportivo coupé. Con motor turbo en posición delantera longitudinal y cinco cilindros que presentaba dos versiones de 2.1 litros y 203 caballos y un 2.2 litros de 223 caballos. Estos mismos motores eran capaces de desarrollar 330-350 caballos en sus versiones de alta competencia, ajustando la presión del turbo. Sedujo hasta al más exigente y escéptico crítico tuerca y, obviamente, a miles de usuarios en el mundo entero que cayeron rendidos por las prestaciones de la nueva joya de Audi.
El 1980 Audi fichó a Hannu Mikkola y a Michele Mouton. El primero de ellos tuvo a cargo el desarrollo del Quattro en escenarios reales. Las prestaciones eran definitivamente impresionantes. En el Rally de Algarve, Portugal, el modelo fue probado extraoficialmente al disponer la aprobación de la organización para cronometrar sus tiempos. El resultado fue tan contundente como una diferencia a favor de 26 minutos. Los de Baviera se frotaban las manos.
Ya en forma oficial y en el glamoroso Montecarlo de 1981, el Quattro comenzaba su aplastante performance pero una salida de pista impidió finalizar la prueba. Ya en el siguiente Rally de Suecia, el Quattro lograba su primera victoria. De no ser por un rendimiento pobre y deficientes puestas a punto en asfalto, el Quattro se habría llevado el campeonato anual. En 1982 hubo revancha y Audi logró el campeonato de marcas y sus pilotos lograban el 2°, 3° y 4° lugar en el campeonato de pilotos.

GLORIA ETERNA

En 1986 la FIA prohibiría el Grupo B en el Cameponato de Rally con lo cual el Quattro se mantuvo en producción sólo para versiones de calle. Competitivamente sería sustituido por el Audi 200.
La afamada tracción a las cuatro ruedas no sólo trajo éxito comercial al fabricante alemán sino muchos premios y logros deportivos en el mundo del rally.
Ante la prohibición impuesta por la FIA y como última opción para dejar estampado a fuego su nombre, el Quattro compitió en la “Pikes Peak International Hill Climb”, la famosa prueba de montaña en Colorado, Estados Unidos, también llamada la Carrera hacia las Nubes.
En las expertas manos de Michele Mouton, el Quattro se llevaría la victoria con récord de tiempo y, de paso, convirtiéndose en la primera mujer en ganar la siempre atractiva prueba. En 1987 el alemán Walter Rohrl también se llevaría la victoria con el Quattro.
Éxito, innovación, reconocimiento, tecnología, premios, campeonatos…Todo en un solo auto. Actualmente el 35% de las unidades producidas por Audi disponen de tracción Quattro. Millones de modelos con esta afamada tracción han recorrido el mundo por más de tres décadas.
Cuatro anillos, cuatro ruedas con tracción, un concepto, Quattro.
Un gran Auto con Historia.

Imagen foto_0000000220120928200331.jpg

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo