AUTOTEST: ¿Un A4 con 120 caballos? Que nadie se engañe

Una grata sorpresa nos deparó esta reciente novedad del catálogo alemán en su gama del primer sedán, se trata del A4 SLine, con superlativo equipamiento y la gestión de un turbo muy eficiente, limpio y ágil.

Por

Riffo me puso cara de duda, pero tras exigirlo en el circuito de Las Vizcachas la cosa fue cambiando. El cuatro veces campeón de la Fórmula 3 es usuario cotidiano de la marca alemana (tiene un A3 turbo), así que conoce bien este terreno.
Tratamos de sacarle la máxima de 208 km/hora en la recta del autódromo puentealtino pero no fue posible.
El piloto profesional destacó el apoyo en curvas, la buena sujeción que proporciona su suspensión y una dirección siempre obediente que a mi juicio responde también a la gama entera y como herencia de lo que ocurría en la generación: su tacto de dirección es estupendo y eso no tiene que ver con la potencia que erogue el motor.
La copiosa lluvia del temporal de mayo agregó dificultad al test, pero fue un invitado muy oportuno ya que las asistencias de su apartado de seguridad sortearon con facilidad el factor climático y el agarre de sus neumáticos sobre llantas aro 17 no evidenció flaquezas.
La aceleración fue lo que menos nos convenció y está lejos (aunque es lógico) de los 8 segundos que le toma a la versión 1.8 turbo pero con 170 caballos. En velocidad final también hay una gradiente decisiva: 208 ante 230 km/hora.
El auto convence y termina por imponerse merced su generoso equipamiento, su tecnología amistosa y más intuitiva, por las aplicaciones que colocan a esta versión como versión especial SLine (firma con la S roja en carrocería y base de la puerta de acceso del conductor, sus asientos de ajuste eléctrico y la rigurosa manufactura de estos germanos que fabrican uno de los productos con acento estético de mayor aceptación y aplauso mundial.
La gestión del motor es completamente electrónica y recurre a recetas lógicas como el turbo y la inyección directa secuencial a alta presión. Esto, en términos prácticos, se puede sintetizar como que Audi nos propone un auto exquisito para vivirlo en ciudad y en la autopista, con índices de eficiencia propios de una ingeniería que da lo mejor de su torque a las bajísimas 1.500 rpm y cuyas emisiones de CO2 registran un plausible 151 g/km de CO2.

No te pierdas este espectacular autotest, que saldrá el sábado 13 de julio por las pantallas de La Red a las 10 de la mañana y por la noche en Vive Deportes.

 

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo