Los cuidados que debes tener con tu auto en lo que queda de verano

Rodrigo Alonso, director de post venta de Nissan, llama a ser rigurosos con el chequeo del automóvil en el verano ya que el calor puede causar daños irreversibles en los vehículos.

Por Darío Fuentes

Las vacaciones de verano son una de las épocas más esperadas del año, viajes a la playa, montaña o incluso traspasar la frontera son solo algunos de los planes más atractivos para hacer, pero realizar cualquiera de estos panoramas en auto y no tener dificultades técnicas puede ser un gran desafío.

Rodrigo Alonso, director de post venta de Nissan, comentó “para nosotros lo más importante es el bienestar de nuestros clientes, es por ello que el cuidado del auto forma parte fundamental en nuestra gestión de post venta”.

Los principales aspectos que Nissan aconseja revisar antes de partir son:

Primeramente el motor, ya que es importante confirmar un correcto funcionamiento del sistema de refrigeración y la adecuada lubricación del mismo. En esta época del año, el motor no tarda mucho en calentarse, por lo que hay que revisar que no existan fugas en las tuberías, que los niveles de refrigerante sean los adecuados en el sistema y el buen funcionamiento del termostato. Esto permite iniciar el ciclo activo de refrigeración cuando se exceden las tolerancias de temperatura definidas por el fabricante. El lubricante del vehículo debe ser el específicamente indicado por la marca, de manera que logre la viscosidad adecuada a la temperatura de servicio del vehículo. Cuidar que su nivel esté en el rango máximo del depósito y siempre cambiarlo en conjunto con su filtro de aceite antes de iniciar un largo viaje de vacaciones. Lo anterior ayudará a prolongar la vida útil del motor y mejorar incluso el rendimiento de combustible.

 Por otro lado los neumáticos necesitan un cuidado especial durante el verano. Las altas temperaturas causan que la presión del aire adentro de ellos aumente. No obstante, es vital para la seguridad y para su vida útil aumentar la presión cuando se carga mucho el vehículo, siguiendo los valores que indique el fabricante. Los neumáticos inflados correctamente ayudan a obtener un mejor rendimiento de gasolina y reducen los niveles de emisiones.

Las pastillas de freno igualmente pueden verse afectadas por las altas temperaturas de esta época, esto afecta la capacidad del sistema de frenos para disipar el calor (energía), disminuyendo su eficacia. Bajar con el auto “enganchado” y evitar la conducción “deportiva” puede mejorar su desempeño.

Por su parte, con el aire acondicionado es importante que sean chequeados los niveles del gas refrigerante para logar una mejor eficiencia del sistema.

 En cuanto a la comodidad a la hora de manejar, en el caso del calzado, aunque las hawaianas pueden ser muy cómodas al caminar no son útiles al momento de maniobrar los pedales, ya que se puede quedar atascada al pedal y hacer dificultosa la movilidad ante algún inconveniente en la vía. Respecto de la ropa, ésta nos debe permitir articular desplazamientos sin limitación o molestia. Además los anteojos de sol son un muy buen aliado durante toda conducción en época estival.

Los rayos ultravioleta, la resequedad y los elementos presentes en el camino, se pueden adherir a la carrocería y dañarla. Es por ello que, lavar el auto regularmente y utilizar cera absorbente de rayos solares ayudará a un buen cuidado de la pintura y elementos externos.

La seguridad en la conducción se puede aumentar considerablemente si gozamos de buena visibilidad, por ello es primordial tener los vidrios delanteros, traseros y laterales limpios, por lo tanto, su aseo se tiene que realizar de forma cotidiana.

Y por último, si se va a pasar un largo período a bordo, es imprescindible llevar líquido, para que el conductor y los ocupantes se mantengan hidratados y puedan soportar altas temperaturas.

Con estos datos estarás listo para disfrutar junto a tus seres queridos el viaje que desees realizar.

 

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo