Las estrellas también sufren: Así fue el accidente del exconductor de Top Gear en Suiza

Richard Hammond se volcó en una curva mientras se grababan escenas para su actual programa de televisión. El auto terminó totalmente calcinado, y el piloto siendo evacuado en helicóptero.

Por Pablo Vargas Zec

Ser rostro de televisión de un programa de autos no garantiza inmunidad al volante. Aún los más avezados pilotos sufren despistes, trompos y hasta accidentes… Y serios, incluso.

La prueba de aquello es Richard Hammond, uno de los protagonistas de Top Gear, quien terminó evacuado en helicóptero hacia una clínica al tener un grave accidente en las fueras de Saint Gallen, en Suiza.

Hammond sufrió el contratiempo mientras seguía una carrera en las montañas suizas, en un camino cerrado especialmente para la Beremberg Hemberg, como parte de la grabación de El Gran Tour, el programa en el que participa junto a sus otros dos excompañeros en Top Gear. El presentador británico de 47 años manejaba un Rimac Concept One blanco, un biplaza deportivo eléctrico de alto rendimiento.

Durante el rodaje del programa, el presentador conducía por una estrecha carretera de la colina de Hemburg a gran velocidad. En un momento dado, Hammond pierde el control del deportivo al intentar trazar la curva. El auto da varias vueltas de campana, termina volcando por completo y ardiendo rápidamente en llamas, que calcinan totalmente el vehículo. En ese instante, el equipo del programa temía que Hammond hubiese muerto en el acto, dada la gravedad del accidente. Sin embargo, el experto conductor logra salir arrastrándose y refugiarse de las llamas.

La espectacularidad del fuego y las fotografías que se hicieron al respecto sobre la zona del incidente, hacían presagiar que las heridas de Hammond eran de gran gravedad. Por ello, a la zona accedió un helicóptero que lo trasladó al hospital más cercano.

Una vez internado, fue intervenido quirúrgicamente en la rodilla. Horas después, el propio presentador aparecía en las redes sociales tranquilizando a sus seguidores quitándole hierro al asunto. “No estoy muerto”, afirmaba.

De hecho, el accidentado llegó a confirmar que su vida jamás corrió peligro. Sin embargo, no es la primera vez que Hammond se expone a accidentes importantes en las distintas grabaciones de sus programas de motor. Sin ir más lejos, el 20 de septiembre de 2006, durante el rodaje de un episodio de Top Gear en la antigua base aérea de la Royal Air Force Elvington, cerca de York, sufrió heridas de diversa consideración al sufrir un accidente con el vehículo que conducía a 463 km/h. El dragster llamado Vampire, era teóricamente capaz de viajar a velocidades de hasta 595 km/h y estaba propulsado por un único turborreactor de postcombustión Bristol-Siddeley Orpheus capaz de producir 10.000 hp.

En aquella ocasión, su neumático delantero derecho falló y, de acuerdo con los testimonios de testigos, uno de los paracaídas de frenado se desplegó, pero se fue hacia el pasto, comenzando a darse múltiples vueltas de campana. Como resultado de ese accidente, Hammond terminó con lesiones cerebrales aunque, como ahora, heridas menores respecto de la envergadura del accidente.

Este es el video del accidente:

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo