Nuevo gerente comercial de Yamaimport: “Mi misión es entregar la pasión de la marca a la línea alta”

Hernán Delfino traza sus metas personales y de la compañía a menos de un mes de asumir en el cargo y reconoce las diferencias de su anterior nicho de trabajo, los autos.

Por José Contreras

Siguen siendo motores, tuercas y máquinas al fin y al cabo, pero las industrias automotriz y de las motos son distintas entre sí. Que lo diga Hernán Delfino, nuevo gerente comercial de Yamaimport y que, durante el lanzamiento de la nueva Yamaha YZF-R6, hizo su estreno en sociedad.

Tampoco Delfino es una persona ajena a las dos ruedas. “Para mí es un privilegio estar en una marca que me apasiona. De hecho, era usuario de Yamaha antes de entrar, así que estoy muy contento”, dice de entrada el ejecutivo, que antes se desempeñaba como gerente comercial de Ssangyong.

Hay similitudes entre ambas industrias, pero creo que lo que falta es mejorar el tema del servicio, la atención, la fidelización de los clientes. En ese aspecto, los autos están un poco más desarrollados que las motos y eso es lo que quiero hacer, disminuir la brecha”, detalla Delfino.

En el caso de Yamaha, Delfino tiene definidas las metas y eventuales falencias que hay que trabajar. “Hemos sido muy fuertes en los últimos años con la línea urbana de 125 a 200 cc y diría que nos falta un poco focalizarnos en la línea alta, teniendo un muy buen producto como la Super Ténéré. Hacerles más cariño a los clientes, generar más activaciones con estas motos”, explica.

Hay otras cosas, más ligadas a técnicas blancas, añade: “Debemos activar a los clientes que están algo dispersos, decirles hoy que Yamaha es su casa y entregarles toda esa pasión que tiene esta marca. Mi misión es entregar esa pasión a la línea alta”.

¿Los clientes están desencantados? “No lo diría así. Quizá están un poquito dispersos y mi tarea es aglutinarlos y volver a formar un gran equipo”.

Delfino tiene el segundo semestre para implantar su sello y a eso se aboca en estos días, donde se va empapando del estilo Yamaha. “Tenemos una meta cuantitativa, pero la tarea principal es la línea alta. Ese es el gran desafío”, cierra. En agosto, cuando se presente la nueva equipación de la Super Ténéré, se podrá ver si el gerente comienza con buen pie.

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo