Suzuki Swift evoluciona y se agranda

El premiado como el “auto de la década” en Chile presenta nuevas versiones, cambia su diseño y mejora su equipamiento para seguir entre los favoritos del mercado.

Por José Contreras

Por ser el llamado “auto de la década” y uno de los autos más demandados del mercado nacional, cualquier novedad que lleve el Suzuki Swift será noticia, especialmente cuando se refiere a una modificación sustancial en varios aspectos.

El New Swift, presentado en el Salón de Ginebra, arriba finalmente a Chile con importantes mejorías y actualizaciones, donde prácticamente nada quedó libre: desde el diseño más deportivo hasta el equipamiento más tecnológico, pasando por nuevas versiones de motorización.

En este último punto, se añaden cinco variantes a la oferta que actualmente entrega la marca japonesa, dos GLS y tres GLX. Cuatro de ellas incorporan un motor 1.2 de cuatro cilindros de 82 hp y 113 Nm de torque, las cuales vienen con dos caja mecánica de cinco marchas y dos con CVT. La quinta versión es la nueva que trae un motor Boosterjet 1.0 turbo de tres cilindros y 12 válvulas de 110 hp y 170 Nm, sólo disponible en el modo GLX y con transmisión mecánica. Originarios de Japón, su consumo es óptimo: 20,5 km/l para los mecánicos, 19,9 para los CVT y 21 para el turbo.

 

 

El diseño también recibió importantes modificaciones. Su máscara y parachoques lo hacen más agresivo, con tintes musculosos. Hecho sobre la plataforma Heartect, el nuevo Swift fue creado para dar una sensación de permanente movimiento, aunque esté detenido, y de deportividad, el que se nota en elementos como la nueva ubicación de las manillas de las puertas traseras en el pilar.

El Swift baja 15 mm y se hace 40 mm más ancho que la generación anterior y recibe una importante modificación en el maletero, uno de los aspectos más requeridos por el público objetivo al que apunta: crece 32 litros en su capacidad, llegando a 242, aunque puede ser mayor su espacio ya que los asientos traseros son abatibles.

Adentro, la habitabilidad mejora. Suma varios compartimentos y sus asientos se vuelven más cómodos, sintiéndose ajustados al cuerpo. En su tablero hay un panel de diseño moderno con relojes rediseñados y de colores cromados y negros que dan un aire de elegancia y deportividad, aspecto que se potencia con el nuevo volante en forma de D.

Disponible en seis colores únicos y cuatro bitonos, el Swift tiene, según versión, luces halógenas o LED con proyector, neblineros, espejos retrovisores color carrocería con o sin señalizador, espejos retrovisores abatibles eléctricamente, manillas exteriores de puertas color carrocería y llantas de aleación de 16 pulgadas, entre otros elementos.

La seguridad también se ve reforzada, con frenos ABS con EBD y BAS, doble airbag frontal, sensor de retroceso, anclajes ISOFIX, inmovilizador antirrobo e iluminación diurna DLR. Para las versiones GLX, en tanto, se añade doble airbag lateral y de cortina y cámara de retroceso.

El nuevo Suzuki Swift se convierte en el refuerzo ideal a la anterior generación que seguirá vigente en las vitrinas de la marca. Sumadas, la compañía espera llegar a unas 500 unidades mensuales, de las cuales el 40% sean de las nuevas versiones. Sus precios de lista fluctúan entre los $8.790.000 para la versión GLS mecánico y los $10.590.000 para el GLX CVT, mientras que el nuevo ejemplar con motor turbo tendrá un valor de $10.690.000.

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo