El proyecto de RSE de Kia sigue expandiéndose en Africa

Una escuela en Tanzania y un centro sanitario en Malawi son la últimas instalaciones del "Green Light Project" de la marca coreana.

Por Pablo Vargas Zec

Una escuela dirigida para una comunidad local en Tanzania y un centro de salud en Malawi son las últimas instalaciones construidas y abiertas bajo el programa de responsabilidad social corporativa conocido como “Green Light Project” de Kia Motors.

El “Green Light Project” de Kia, programa global de movilidad social iniciado por la marca en 2012, se esfuerza por mejorar el acceso a la asistencia sanitaria, la educación y el empleo para las comunidades desfavorecidas de África, ayudándoles a establecer las instalaciones que tanto necesitan.

El programa busca potenciar a las comunidades locales para que mejoren la autosuficiencia, otorgando las herramientas para que ellos puedan desafiar y superar los obstáculos que se le presenten.

Con el establecimiento de cada instalación, creada por “Green Light Project”, el objetivo final de Kia es poder entregar el control total a una comunidad local, dando una "luz verde" al resto de las comunidades locales.

La primera de las dos ceremonias de entrega se llevó a cabo en la escuela Green Light en Salaam, Tanzania, en julio pasado. La nueva escuela fue inaugurada oficialmente en 2012, y ahora emplea a 31 maestros, educando a más de 500 estudiantes locales.

La ceremonia contó con la presencia de residentes, maestros, estudiantes, así como una multitud de dignatarios como Benjamin Sitta, alcalde de Kinondoni, y DaeHyung Jin, director general adjunto del equipo de gestión de RSE de Kia. También estuvieron representantes de Good Neighbours Tanzania, una ONG caritativa fundada por ocho coreanos para aliviar la pobreza.

El 3 de agosto, Kia llevó a cabo la ceremonia de traspaso de un centro de salud Green Light en Malawi. El centro se encuentra en el municipio de Salima, a dos horas al este de la capital del país, Lilongwe, proporcionando instalaciones de salud para las comunidades de toda la región. La entrega fue asistida por dignatarios locales, así como representantes de Kia, junto a 26 voluntarios. Abierto en 2012, el centro de salud Salima Green Light ahora emplea a médicos y enfermeras junto con asistentes médicos locales.

El proyecto

Desde 2012, Kia ha apoyado una serie de comunidades e iniciativas en África a través de su “Green Light Project”, que busca facilitar el acceso a la salud, la educación y el empleo, y que ya están operativos en localidades de Etiopía, Kenia, Mozambique, Tanzania y Malawi, dando como resultado el establecimiento de cinco escuelas, dos centros de salud y tres centros de capacitación de mecánica automotriz con programas móviles.

Además, Kia proporciona pequeñas flotas de vehículos de apoyo para atender las necesidades locales, tales como autobuses escolares, mecánica móvil, bibliotecas móviles y clínicas móviles de salud. El “Green Light Project” también ayuda a los ciudadanos locales con la producción de uniformes escolares, programas de préstamos de fertilizantes y talleres para vehículos.

Kia planea continuar expandiendo el proyecto “Green Light” a otros países y regiones en el futuro a través de la cooperación de su red global.

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo