DS se la juega con el “automóvil del futuro”, el X E-Tense

La marca francesa soltó su imaginación con este diseño de vehículo que, a juicio de la compañía, podría ser la norma en 2035.

Por José Contreras

Soñar es gratis, proyectar los autos también. En DS Automobiles dejaron un poco de lado el proceso de crear vehículos para el presente y se pusieron a intentar responder una gran interrogante: ¿cómo serían los autos en el futuro?

La respuesta, para la marca francesa, se llama X E-Tense y sería el diseño que tendrían los vehículos en el mundo para un futuro no tan lejano, 2035. El X E-Tense, sucesor conceptual del E-Tense presentado en 2016, es el resultado imaginativo de una combinación entre la tecnología avanzada con mucha creatividad, dando como solución un modelo hermoso, sensual e inspirador.

El X E-Tense posee una arquitectura piramidal del asiento individual, el cual se adapta a la estructura del conductor tal como lo hacen los asientos de carrera, usando una postura baja para mantener bajo el centro de gravedad del automóvil. El volante, en tanto, es una mezcla de cuero, madera y metal con sensores capacitivos para medir los esfuerzos del conductor.

Una de sus apuestas es la asimetría, lo que permite la creación de dos ambientes distintos en el interior. Es más, con sus tres asientos se pueden recrear dos autos en uno, lo que se acentúa en las opciones de elección del modo de conducción y que puede entregar hasta una versión autónoma.

El diseño llamativo se complementa con su piso transparente de vidrio electrocromático que ofrece una vista de la carretera, mientras que los colores azul marino y rojo intenso suaviza la luz que entra al interior. No esperen pantallas porque no las hay; en cambio, se aprovecha de las superficies de cristal para proyectar información, permitiendo, de paso, una fluidez en las líneas de diseño.

En el caso de su motorización, el X E-Tense presenta dos motores ubicados dentro de las ruedas delanteras y que proyectan su potencia dependiendo de su uso. Así, en carretera despliega unos 540 CV como máximo, cifra que puede llegar a los 1.360 en modo circuito y que es aprovechado al máximo con su suspensión creada por el equipo técnico que compite en la Fórmula E.

Si todo esto se vuelve realidad, no queda otra más que esperar que lleguen luego estos 17 años de “plazo” que puso DS para este X E-Tense.

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo