Nano Demaria cumple con creces en el Desafío del Desierto

El piloto nacional finalizó en el quinto lugar con su buggy adaptado en la competencia que cruzó los parajes iquiqueños.

Por José Contreras

Un gran resultado obtuvo Nano Demaria en el Desafío del Desierto, no sólo en lo numérico sino que en lo emotivo. El piloto nacional, tetrapléjico tras un severo accidente en 2012, cumplió con la tarea de terminar la exigente prueba de tres días por Iquique y sus alrededores, sino que además se encumbró en lo más alto de su categoría.

Arriba de un buggy adaptado especialmente a sus capacidades y acompañado de Diego de Urruticoechea, Demaria quedó en el quinto lugar de la clase UTV Novicios luego de tres días intensos y no exentos de problemas.

En el primer día, Demaria debió retirarse en el kilómetro 95 por una falla en la correa de su vehículo. En los días siguientes, Nano tuvo especial cuidado en ese accesorio y se preocupó de ir con calma, pese a sufrir fallos con la transmisión en la segunda jornada. Así y todo, sumó los puntos necesarios para llevarse un top 5 que le permitió llevarse su primera copa desde 2012.

Fue una muy buena competencia por la gran experiencia adquirida, los buenos resultados y especialmente por haber cumplido mi objetivo principal de terminar la carrera, que fue muy dura. En estos días aprendí más de lo que lo hice en un año. Ahora seguiremos adelante, participando en nuevas carreras para complementar y mejorar el manejo y el aspecto mecánico”, indicó Demaria.

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo