Con la K Light, Keeway busca seguir liderando el mercado de la baja cilindrada

La nueva moto de la marca representada por Gildemeister tiene un motor de 200 cc., 12,9 hp y un precio súperatractivo.

Por Pablo Vargas Zec

Siguiendo con el fuerte posicionamiento que ha conseguido Keeway en el mercado de las motos de baja cilindrada, Gildemeister Motos continúa fortaleciendo su presencia en el mercado nacional. Esta vez, estrenando a la reemplazante de la exitosa Superlight, con una motocicleta de estilo custom, con evocaciones de la década de 1950 y toques tecnológicos que la hacen muy atractiva y con buenas perspectivas de convertirse en otro éxito para la marca. Se trata de la nueva K Light 202.

Esta moto viene a engrosar el line up de la marca en Chile, siendo una excelente opción para ser utilizada tanto para los recorridos dentro de la ciudad como para iniciar una travesía por la carretera.

“Estamos muy contentos de poder presentar esta motocicleta que, gracias a su diseño y prestaciones, sin duda va a ser una opción conveniente y pionera en las motocicletas de su segmento. Su apariencia clásica con toques retro supera las expectativas y esperamos sea un producto muy bien recibido por los fanáticos de las dos ruedas”, expresa Juan José Domínguez, gerente de Gildemeister Motos.

La Keeway K Light 202 viene equipada con un nuevo propulsor monocilíndrico de 200 cc, de cuatro tiempos y dos válvulas, de tecnología Euro III y que le permite ofrecer una óptima performance.

Este motor entrega una potencia de 12,9 caballos a las 6.000 rpm y va asociado a una caja de cambios de cinco velocidades, lo que asegura un óptimo funcionamiento, un andar suave y una ágil respuesta frente a las diferentes situaciones que se pueden presentar en el camino.

Su estanque de combustible tiene una capacidad de 11,8 litros, lo que le otorga una autonomía que supera los 400 kilómetros. El peso de la K Light es de 143,5 kilos.

En términos de dimensiones, la nueva Keeway alcanza los 2.140 milímetros de longitud, 1.100 de alto y 1.440 de distancia entre ejes, lo que le otorga buena posición de manejo y manibrabilidad aún para personas no demasiado altas.

El modelo cuenta con llantas aro 17 para la parte delantera y aro 15 para la trasera, con neumáticos 90/90 R17 y 130/90 R15, respectivamente.

El sistema de frenado está a cargo de un disco con pinzas de doble pistón de 260 milímetros adelante, y otro de similares características atrás, pero de con disco de 240 atrás.

La suspensión delantera es de horquilla telescópica con 120 milímetros de recorrido, y la trasera es basculante, con un recorrido de 55 mm. Además, este estiloso producto se encuentra disponible en cuatro colores: rojo, negro, azul y gris metálico.

La nueva moto retro de Keeway se puede encontrar en toda la red de Gildemeister Motos, a un precio de $1.290.000, con una garantía de 1 año o 10.000 kilómetros, lo que primero suceda.

Los ejecutivos de la marca se muestran muy satisfechos y confiados de que esta moto sea muy bien recibida por los fanáticos que les gusta moverse por la ciudad con un toque “vintage”, proyectando ventas cercanas a las 600 unidades anuales o en otras palabras, 50 unidades mensuales.

Contenido Patrocinado
Loading...
Revisa el siguiente artículo